Gastronomía consciente
Virginia García
Chef vegana
Virginia García
Cómo preparar seitan

Carne vegetal

Cómo preparar el mejor seitán casero

El seitán es una suerte de carne vegetal versátil, barata y fácil de preparar. Domina su preparación a partir de gluten o harina con estas 3 recetas.

El seitán es una “carne vegetal” hecha a partir de gluten de trigo. Suele gustar mucho porque tiene una textura firme y se puede usar casi igual que la carne en muchos platos.

Aunque hay muchos tipos de seitán diferentes, según sus ingredientes y formas de cocción, por lo general el que estamos aconstumbrados a tomar aquí es a base de gluten de trigo, pan rallado y salsa de soja. Se forma una masa, se cuece y el resultado es el seitán, listo para ser cortado y utilizado en lo que queramos. Es decir, el seitán no es una masa cruda, es cocida, pero una vez hecha la podemos volver a hacer a la plancha, frita, en sofritos, etc.

Hacer seitán en casa es muy fácil y muy barato. Lo mejor es partir de gluten de trigo en polvo, que lo venden en cualquier herbolario o tienda de dietética, porque así podemos añadir los ingredientes que queramos y quedarán perfectamente integrados en la masa.

Tofu o seitán, ¿qué es mejor?

Decisión informada

Tofu o seitán, ¿qué es mejor?

El gluten de trigo no se comporta igual que la harina de trigo, que no es solo la proteína, también incluye almidones. El gluten de trigo forma cadenas elásticas y gomosas que no tienden a pegarse con todo como sucede cuando hacemos una masa de pan, si no que tienden a pegarse solo entre sí y dejar fuera el resto de ingredientes que pongamos.

Si partimos de gluten en polvo es mucho más fácil ya que las cadenas se formarán al añadir agua, mezclando con los demás ingredientes. Si lo hacemos partiendo de harina de trigo, con el lavado y el amasado todo lo que le pongamos se irá por el fregadero al tirar el agua llena de almidones y nos quedará solo el gluten ya desarrollado, al que no podremos añadir nada más.

Para comprender mejor el seitán te recomiendo que pruebes a hacer en casa las dos versiones, a partir de gluten y a partir de harina.

Seitán a partir de gluten de trigo

Ingredientes

  • 2 tazas de gluten de trigo
  • ½ taza de pan rallado
  • 5-6 cucharadas de salsa de soja (preferiblemente shoyu)
  • ¼ de cucharadita de ajo en polvo
  • ¼ de cucharadita de cebolla en polvo
  • 2 tazas de agua

Preparación

  1. Pon en un bol grande el gluten de trigo, pan rallado, ajo y cebolla y mézclalo.
  2. En el centro pon la salsa de soja y el agua y remuévelo incorporando el gluten.
  3. Amásalo a mano hasta que deje de romperse y se forme una masa consistente y elástica.
  4. Tápalo y déjalo reposar al menos 30 minutos.

Para cocer el seitán:

Ingredientes

  • Un par de hojas de laurel
  • ½ cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • ½ puerro mediano
  • ½ taza de salsa de soja
  • ½ cucharadita de tomillo
  • ½ pastilla de caldo de verduras

Preparación

  1. Pon en una cacerola u olla mediana-grande todos los ingredientes, la bola de gluten y suficiente agua para cubrirlo bien.
  2. Ponlo a fuego fuerte y cuando entre en ebullición ponlo a fuego medio-bajo. Cuécelo durante 30-35 minutos, removiendo alguna que otra vez, hasta que el seitán esté firme y cocido.

10 claves de las proteínas vegetales

Necesidades nutricionales

10 claves de las proteínas vegetales

Seitán a partir de harina

Ten en cuenta que una vez lavado y quitado el almidón no te quedará una masa de 500 g de gluten, si no mucho menor.

Ingredientes

  • 500 g de harina de trigo (preferiblemente harina de fuerza)
  • 500 ml de agua
  • 1 cucharadita de sal

Preparación

  1. En un bol grande pon la harina y la sal y mézclalo.
  2. Haz un agujerito en el centro y vierte el agua. Remueve con una cuchara incorporando la harina poco a poco hasta que se forme una masa.
  3. Amasa con las manos como si fuese un pan hasta que quede una bola homogéna.
  4. Tápalo y déjalo reposar al menos 1 hora.
  5. Llena el bol de agua hasta cubrir la bola. Amásala en el agua con las manos.
  6. Cada vez que el agua se ponga blanca tírala y vuelve a llenar el bol de nuevo.
  7. Sigue amasando hasta que solo quede el gluten, que es de un color un poco más amarillento que el almidón y de textura muy elástica.
  8. Escúrrelo bien y estará listo para cocer.

Para cocer el seitán hazlo igual que con la versión a partir de gluten. Puedes añadir más cosas si quieres, como una rama de canela, cardamomo, una ramita de romero, apio, etc.

3 recetas sencillas con seitán

Cuando tengamos nuestro seitán hecho, ¿cómo lo conservamos? Podemos guardarlo en un recipiente bien cerrado en la nevera con su caldo de cocción, o escurrirlo muy bien y congelarlo (bien protegido).

Cocinar con seitán es muy fácil, sobre todo teniendo en cuenta que es una masa que ya está cocinada, por lo que solo tendremos que calentarlo, dorarlo o añadirlo a nuestros guisos u otros platos. Te dejo las siguientes recetas a modo de ejemplos.

Filetes de seitán

Ingredientes

  • Un par de lonchas grandes de seitán
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • ¼ de cucharadita de tomillo
  • 2 cucharadas de salsa de soja

Preparación

  1. Calienta el aceite en una sartén grande antiadherente a fuego medio-alto y pon el tomillo. Cuando empiece a freírse pon las lonchas de seitán y dóralas 2-3 minutos por cada lado.
  2. Vierte por encima la salsa de soja, dales la vuelta rápidamente un par de veces y sácalos.
  3. Sírvelos con verduras, ensalada, puré de patatas, etc.

Guiso de seitán con patatas

Ingredientes

  • 2 tazas de seitán cortado en daditos aproximadamente
  • 4 patatas medianas
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • ½ puerro mediano
  • ½ cebolla mediana
  • 1 tomate de pera
  • ½ pimiento rojo mediano
  • ¼ de cucharadita de tomillo
  • 2 clavos de olor
  • ¼ de cucharadita de cominos (semilla)
  • 1 diente de ajo picado
  • 1 hoja de laurel
  • ½ pastilla de caldo de verduras o ½ litro de caldo casero
  • 3 cucharadas de salsa de soja

Preparación

  1. Pica finos el puerro y la cebolla.
  2. Calienta en una olla o cacerola mediana antiadherente el aceite a fuego medio y pon el ajo y el puerro.
  3. Pica fino el tomate y añádelo. Pica el pimiento y añádelo también.
  4. Agrega el ajo, tomillo, clavo, cominos y laurel y sofríelo todo junto a fuego lento.
  5. Pela las patatas y córtalas en daditos. Añádelas a la cacerola y remueve bien.
  6. Sube el fuego y añade el seitán. Deja que se dore todo junto un minuto y añade la salsa de soja, caldo de verduras y suficiente agua para cubrirlo todo.
  7. Ponlo a fuego fuerte y cuando entre en ebullición fuerte ponlo a fuego medio-bajo.
  8. Cuécelo todo junto, removiendo de vez en cuando, hasta que las patatas estén hechas y tiernas.

Si quieres el caldo un poco más untuoso, mezcla 2 cucharadas de harina integral con medio vaso de agua, añádelo a la cacerola, remuévelo bien y deja que espese un poco.

Brochetas de seitán

Ingredientes

  • 16 dados de seitán
  • 8 champiñones frescos pequeños
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 1 cebolla mediana
  • 1-2 cucharadas de aceite de oliva
  • Salsa teriyaki o yakitori

Preparación

  1. Corta los champiñones en medios, los pimientos en trozos medianos (más o menos como los del seitán) y la cebolla en octavos o en trozos medianos.
  2. Ve insertando ingredientes en brochetas (salen 4 grandes).
  3. Pon una pizca de aceite en una sartén grande antiadherente o en las brochetas si las vas a hacer a la parrilla.
  4. Hazlas a fuego medio-bajo para que se hagan con el jugo de las verduras.
  5. Cuando estén doradas ponles unas gotas de salsa teriyaki o yakitori, dales un par de vueltas y sácalas.
suscribete Julio 2017