Gastronomía consciente
Virginia García
Chef vegana
Virginia García
Recetas originales de gazpacho

Ideas frescas

6 recetas de gazpacho que todavía no has probado

El plato estrella del verano es mucho más versátil de lo que pensamos. Partiendo de una receta base, podemos añadirle ingredientes de lo más sorprendentes.

El gazpacho es uno de los reyes de nuestra gastronomía de verano y no es difícil adivinar por qué: ingredientes mediterráneos de temporada, en su punto, como los tomates y los pimientos, el frescor que lo acompaña tanto si se toma como sopa o como bebida, su poder saciante y sus características nutricionales.

La verdad es que deberíamos usar más el gazpacho como refresco en lugar de bebidas azucaradas y refrescos comerciales. Son muchas ventajas: el gazpacho sale mucho más barato, lo podemos hacer con ingredientes al gusto, refresca, hidrata y sacia y lo podemos llevar a donde queramos, exactamente igual que haríamos con una botella de agua, de té o de refresco.

Entiendo que a veces pensemos “jo, es que no quiero ir apestando a ajo con mi aliento”, o que nos moleste que se repita el pepino. Bueno, para eso tenemos libertad de elegir nuestros ingredientes.

En este artículo os animo a preparar vuestros propios gazpachos, a vuestro gusto, con lo que os apetezca según el momento, y que siempre quede exquisito.

Receta básica de gazpacho

Aunque hay diferencias por regiones, un gazpacho normal debe llevar como mínimo tomates, pimientos, ajos y pepino. Puedes usar como gazpacho base esta receta:

Ingredientes

  • 4-6 tomates bien maduros
  • 1 pimiento verde pequeño
  • 1 pimiento rojo mediano
  • ½ cebolla dulce
  • 1 pepino mediano
  • 1 diente de ajo
  • 1 trozo de pan integral del día anterior (30 g es suficiente)
  • 3 cucharadas de vinagre de manzana
  • 2 tazas de agua
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Pizca de comino en polvo
  • Sal al gusto

Preparación

  1. Lava todas las verduras. Pela el pepino, la cebolla y el ajo. Córtalo todo en trozos medianos.
  2. Bate todas las verduras con la batidora unos minutos. Añade el pan, vinagre, cominos, sal y aceite y bátelo unos minutos más, hasta obtener un batido homogéneo sin trozos grandes.
  3. Añade el agua y bátelo un minuto más.

Guárdalo en botellas o recipientes grandes en la nevera. Partiendo de este gazpacho básico podemos elaborar diferentes variedades.

Picatostes con pimentón

Para ensaladas y guisos

Picatostes con pimentón

1. Gazpacho de sandía

Para un gazpacho dulzón y afrutado, omite la cebolla, el ajo y la sal. En su lugar añade 1 kg de sandía bien dulce y madura y bátelo todo junto.

Puedes añadir más agua si quieres, omitir también el comino y el aceite y agregar hierbabuena, que va muy bien con la sandía.

2. Gazpacho de fresas

Igual que el de sandía, pero añadiendo fresas. Puedes omitir también el pimiento verde y, si lo quieres más dulce aún, añadir alguna otra fruta como dátiles o frambuesas.

Con este gazpacho va muy bien también la hierbabuena y la menta, así que puedes añadirlas.

3. Gazpacho de tomate

Está estupendo para tomar como refresco, igual que haríamos con un zumo de tomate.

Para prepararlo utiliza más tomates, de los que puedes usar distintas variedades que estén de temporada para darle más frescor (por ejemplo 1 tomate rosa, 1 corazón de buey, un par de tomates de rama y un par de tomates de pera), añade pimiento rojo italiano, que suele ser más suave que el morrón, omite el pepino, y la cebolla y pon solo un trocito de ajo. En lugar de cominos, pimienta negra molida, y si quieres, cambia el vinagre por zumo de limón.

4. Gazpacho verde

Utiliza principalmente verduras, hortalizas y frutas verdes, como pimientos verdes, manzana verde, pepino, y para un toque de cremosidad, aguacate.

Para hacerlo más dulce omite la sal, el ajo y la cebolla y en su lugar añade kiwi. Para hacerlo salado ponle además un puñado de cilantro y perejil.

5. Gazpacho dulce

Si queremos algo muy dulce podemos hacer un gazpacho con más frutas que hortalizas. Del gazpacho base solo tomaremos el agua y el tomate, al que añadiremos sandía, melocotón, manzana, nectarina y cerezas (todo pelado, sin hueso y sin pepitas).

No añadas sal ni cominos, en su lugar pon hierbas más refrescantes como la hierbabuena o la menta, o un trocito de jengibre, agua de azahar, agua de rosas para un toque floral, etc.

Aprovecha para añadir unos hielos si lo quieres bien frío al momento.

6. Gazpacho agridulce

Podemos combinar lo mejor de los ingredientes ácidos y los dulces en un gazpacho muy original. Hazlo con la receta base pero cambiando ajo y cebolla por cerezas, nectarinas, ciruelas y dátiles, y añade más zumo de limón.

Puedes omitir el pimiento verde si quieres, que es un ingrediente más amargo que agrio o dulce, y servirlo con trozos de piña.

suscribete Abril 2018

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Cuerpomente?