Ensalada de verano

De temporada

Ensalada con estallido de frutas de verano

En verano las frutas nos ofrecen una concentración nutritiva excepcional. Incorpóralas a tu ensalada y disfruta de una gran variedad de sabores.

Consol Rodríguez

El verano es el tiempo de la fruta, que nos ofrece no solo agua biológica con la que hidratarnos de la manera más natural posible, sino los antioxidantes más poderosos para cuidarse y sentirse bien.

En todas las estaciones, las podemos acompañar de hojas verdes tiernas. Mejorarán su digestibilidad y las complementarán con el extra de magnesio que aporta su clorofila, así como con otros minerales y vitaminas.

Cómo y cuándo comer fruta

Mitos nutricionales

Cómo y cuándo comer fruta

La fruta del verano es de un color más intenso. Ha recibido el sol durante más tiempo y ha ido madurando fácilmente en la planta, por lo que ha absorbido más nutrientes. La intensidad del color de frutas y vegetales delata esta abundancia.

A la hora de aliñar, podemos añadir simplemente el zumo de alguna fruta de temporada –pera, manzana o limón–, o bien dar un toque personal con una vinagreta especial, y así no nos olvidamos de incluir saludables ácidos grasos esenciales.

Receta de ensalada con frutas de verano

Disfruta de esta ensalada rizada, alcalinizante y repleta de color y sabor.

Ingredientes para 4 pesonas

  • 1 escarola grande
  • 2 tazas de uva negra cortadas en rodajas
  • 4 albaricoques, con la piel y bien lavados
  • 1 puñadito de semillas de albaricoque (o de almendras troceadas)
  • 8 brevas o higos frescos
  • cerezas al gusto
  • lichis frescos al gusto

Para el aliño

  • 1 chalota pelada
  • 2 cucharadas de aceite de cáñamo o de oliva virgen
  • 1 cucharada de vinagre de manzana
  • romero fresco
  • unos hilos de azafrán
Comer fruta, ¿engorda?

Hábitos saludables

Comer fruta, ¿engorda?

Preparación

  1. Remoja la escarola unos cinco minutos en un gran bol de agua con un puñado de sal y unos diez cubitos de hielo y luego enjuaga para eliminar la sal. Esta va muy bien para lavar las verduras, mientras que el hielo las deja crujientes y frescas.
  2. Sirve una base de escarola y reparte las brevas o higos frescos cortados en cuartos, los albaricoques partidos en dos, las cerezas deshuesadas y la uva cortada en rodajitas.
  3. Espolvorea con las semillas de albaricoque o las almendras y aliña.
  4. Para preparar el aliño, pica a cuchillo la chalota y las hojas de romero (no las pases por una picadora o batidora o amargarán). Mezcla con el resto de ingredientes en un bote de vidrio con tapa y agita bien.

Los beneficios de cada ingrediente

  • Escarola: ácido fólico, hierro y vitamina C abundan en esta hoja de ensalada antianémica. Su punto amargo la hace, además, muy digestiva.
  • Albaricoques: cuidan tu piel y combaten la oxidación gracias a su riqueza en provitamina A. Además te aportan hierro.
  • Cerezas: depurativas y antiinflamatorias, son ricas en melatonina, que favorece el descanso nocturno.
  • Higos frescos: al arrancar el verano tendrás las brevas; hacia finales, los higos. Proporcionan calcio, hierro, vitaminas B y mucha fibra.
  • Lichis: esta jugosa fruta no solo pone el toque exótico en esta ensalada tan mediterránea. Cada lichi es, además, una pequeña bomba de vitamina C.
  • Uva negra: es rica en antioxidantes, como resveratrol y antocianinas. Aporta energía fácil de asimilar y se considera antihistamínica.
  • Aliño: además de aportar aromas variados, hará el plato más digestivo y nutritivo.

Artículos relacionados

suscribete Julio 2017