Aceite vegetal infusionado con hierbas

Ritual matutino

Receta de aceite vegetal infusionado con hierbas

Empieza el día a tu gusto con un aceite corporal casero adaptado a tu piel y a tus preferencias. Elige el aceite y las esencias y lo tendrás listo en 5 minutos.

Diana Burillo

Aplicarse un aceite corporal forma parte del ritual que te propongo para empezar tu día. Puedes crear el tuyo propio muy fácilmente.

Cómo preparar un aceite corporal casero

Ingredientes

  • 250 ml de aceite de oliva virgen (puedes utilizar también argán, jojoba, rosa mosqueta, coco, almendras, nuez…)
  • Un ramillete de alguna hierba aromática, preferentemente fresca. Escoge el aroma que más te guste: lavanda, tomillo, laurel, hierbabuena…
  • Opcional: canela en rama
  • Opcional: aceite esencial de ylang ylang.

Puedes cambiar el aceite esencial o mezclar dos, pero nunca más de dos. También puedes cambiar la canela en rama por anis estrellado o semillas de cardamomo.

En caso de que estés embarazada, evita la canela y los aceites esenciales (es seguro utilizar una o dos gotas de aceite esencial de lavanda).

Utensilios

  • Recipiente de 250 ml de color ámbar con vaporizador o cuenta gotas
  • Cucharita de madera
  • Vaso de cristal
  • Embudo pequeño
  • Etiqueta

Preparación (5 minutos y reposo de dos semanas)

  1. Corta un ramillete de tus hierbas aromáticas. Si quieres puedes usar varios tipos (no es recomendable usar más de dos).
  2. Colócalas en el fondo del recipiente de color ámbar. Añade también las especias.
  3. En el vaso de cristal mezcla el aceite vegetal con los aceites esenciales.
  4. Coloca el embudo en la boca del recipiente ámbar y vierte tu mezcla de aceites.
  5. Cierra bien tu mezcla y agítala.
  6. Etiquétala con los ingredientes y la fecha de preparación.
  7. Colócala en un sitio oscuro durante dos semanas para que macere.

¡Lista para utilizarla como tu aceite corporal!

Artículos relacionados

suscribete Julio 2017