Descifrar los sueños

Conocernos mejor

Los sueños: jeroglíficos que podemos descifrar

Cada noche soñamos, aunque no siempre lo recordemos al despertar. Estas historias que "vivimos" mientras dormimos son una forma de satisfacer un deseo.

Vicente Palomera

Los sueños, y las pesadillas, tienen lugar durante las fases REM (del inglés Rapid Eye Movement, "movimiento ocular rápido") por la que pasamos mientras estamos descansando. Durante el sueño REM el cuerpo está inactivo y el cerebro activo.

Cada fase REM (con ondas beta y theta) tiene una duración aproximada de unos 20 minutos. Durante la noche pasamos por unas 6 fases REM.

Las historias que nos asaltan mientras dormimos representan la realización de un deseo. Son imágenes que nacen de pensamientos reprimidos y transformados.

Sigmund Freud escribió hace más de un siglo La interpretación de los sueños, una obra que revolucionó la psicología.

Pero, ¿qué es un sueño para Freud? Es una aspiración expresada de modo metafórico. Al leer el texto de Freud, veremos que los enunciados de los pensamientos del sueño, los anhelos, son siempre breves, nunca llegan demasiado lejos, son referencias al espacio limitado de las pasiones humanas.

Cómo descifrar los mensajes de los sueños

Los sueños nos hablan pero nos llegan a través de imágenes que hay que interpretar. No son mensajes explícitos y que podamos comprender de forma rápida.

El sueño es un jeroglífico escrito por medio de imágenes.

Para explicarlo, Freud establece una analogía entre sueño y dibujo: "A una limitación parecida se hallan sometidas las artes plásticas, comparadas con la poesía, que puede servirse de la palabra, y también en ellas la impotencia depende del material por medio de cuya elaboración tiende a exteriorizar algo".

Los sueños constituyen una vía de escape

Lo que encontramos en un sueño es un pensamiento "normal" que ha sido reprimido y transformado por el "trabajo" de la censura.

El lenguaje de los sueños utiliza la condensación y el desplazamiento.

La condensación funde varias ideas del sueño en una sola imagen del "contenido manifiesto". Por ejemplo, un personaje del sueño puede representar a dos o más personas.

El desplazamiento representa un término por otro; por ejemplo, la madre de quien sueña puede aparecer como una persona desconocida pero con algún rasgo en común.

Sufrir una pesadilla significa que el deseo ha fracasado. Si el sueño es una satisfacción obtenida por medio de representaciones de palabras, la pesadilla encarna el fracaso de la figuración del deseo del que se sueña. Nuestro reposo queda interrumpido antes de que el deseo reprimido del sueño haya alcanzado, en contra de la censura, su realización.

Etiquetas:  Sueños

Artículos relacionados

suscribete Abril 2018

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Cuerpomente?