La mejor postura para dormir

Sueño reparador

La mejor postura para dormir

Adoptar una buena posición en la cama no solo proporciona a tu cuerpo su merecido descanso, sino que previene enfermedades

Los expertos en posturología recomiendan dormir sobre el lado izquierdo, en lugar de sobre la espalda o el estómago, porque mejora el funcionamiento del páncreas, el estómago, el corazón y el sistema linfático. Esta postura no solo facilita un sueño reparador, sino que previene trastornos graves como el Alzheimer y otras enfermedades neurológicas.

La razón es que esta posición permite la apertura del canal linfático que elimina residuos potencialmente tóxicos para el cerebro. En el caso de las embarazadas, este consejo se debe seguir a rajatabla: sobre el lado derecho está situada la vena cava, la mayor vena del cuerpo por la que circula un importante caudal de sangre. Al acostarnos sobre el lado izquierdo evitamos la presión del peso del cuerpo sobre esta vena, favoreciendo la irrigación de la sangre hacia la placenta y aportando mayor cantidad de oxígeno y nutrientes para el bebé.

Durante el sueño, el cerebro se baña en el fluido cerebroespinal y el líquido intersticial. Así se limpia de los residuos metabólicos producidos durante el día en posición de pie.

Buenos hábitos para dormir profundamente

Para conciliar el sueño, nada como seguir unos hábitos saludables que, incorporados a nuestra rutina, alejarán para siempre el temido insomnio.

· Ve a la cama a la misma hora todas las noches y levántese a la misma hora cada mañana. Evita dormir más los fines de semana, esas horas suplementarias desestabilizaran su ciclo del sueño y le harán más difícil despertarse los lunes.

· Evita el alcohol en las horas previas al sueño. Aunque en principio parece que actúa como sedante el resultado es un sueño más liviano y menos reparador. El café y el tabaco también influyen en la calidad del sueño. Son estimulantes, aumentan el número de despertares durante la noche y disminuyen el tiempo total de sueño.

· La habitación debe estar seca y la temperatura debe ser la adecuada. Las temperaturas altas disturban el descanso. Prestemos especial atención al colchón y la almohada.

suscribete Julio 2017