niño y madre jugando

Superar adicciones

5 pasos para dejar de fumar definitivamente

Si realmente quieres olvidarte del tabaco, ya tienes asegurada la mayor parte del éxito. El resto puedes conseguirlo siguiendo esta miniguía

Dra. Cristina Pellicer

¡Felicidades! Tomar la decisión de dejar de fumar es un paso muy importante. Has decidido pensar en tu salud y mejorar tus hábitos de vida y eso es admirable, pero sólo es el primer paso.

A veces la voluntad no basta para atreverse a dejar atrás esta peligros adicción física y mental, ni para mantener a raya el síndrome de abstinencia, la ansiedad, el nerviosismo, los pensamientos recurrentes, el insomnio o la irritabilidad. ¿Existe alguna forma de facilitar este proceso?

Deja de fumar paso a paso

Dejar de fumar puede ser muy fácil si sabes cómo. Te dejamos con 5 pasos que te ayudarán a dejar de fumar y te facilitarán el cambio.

1. Ten las cosas muy claras

Si se quieres dejar de fumar, el primer paso es estar plenamente convencido. De lo contrario, la recaída es más que probable. Hay terapias naturales que ayudan a acabar con éxito esta difícil decisión. Algunas, como la acupuntura o la auriculoterapia, reducen el riesgo de ganar peso al dejar de fumar.

2. Conoce los beneficios de dejar de fumar para tu salud

La expectativa de vida es 10 años menor en los fumadores. Pero los beneficios al dejarlo no se hacen esperar y aumentan con el tiempo.

A los 20 minutos, por ejemplo, la presión arterial empieza a normalizarse. A las pocas semanas se recuperan el gusto y el olfato y se respira mejor. Y el riesgo de cáncer de pulmón se reduce de año en año: a los diez, el riesgo de morir de él es ya de la mitad de quienes siguen fumando. También disminuyen el riesgo de cáncer de laringe y de páncreas y se iguala el de sufrir insuficiencia coronaria.

Tomar conciencia de estos beneficios puede ser muy útil para reafirmarse en la decisión de dejarlo.

3. Apóyate en otros pequeños cambios saludables

Fuera toxinas

Bebe 2 vasos de agua tibia en ayunas y con el desayuno el jugo de 1 manzana, 2 zanahorias y 2 ramas de apio. Eliminas tóxicos y la sensación de ligereza te ayuda a persistir.

Respira bien

Recupera el control de tus pulmones siguiendo la regla del 6-3-9:coge aire durante 6 segundos, aguántalo3 y sácalo lentamente durante 9. Repite durante 10 minutos. Más calma. El aceite esencial de lavanda te ayuda a relajarte. Ponte 2 gotas en las muñecas e inhala su aroma durante el día, las veces que precises.

Apetito a raya

Come frutas, verduras y cereales integrales. Sus antioxidantes favorecen la depuración y la fibra sacia. Añade también canela a tus recetas para atenuar el deseo de dulce.

4. Terapias naturales que te ayudarán a dejar de fumar

Durante la deshabituación es importante cultivar la relajación mental, física y emocional. Esta se logra, con técnicas de relajación (respiración consciente, meditación, yoga), técnicas manuales (quiromasaje, reflexología, masaje …), ejercicio físico o psicoterapia.

Además hay otras técnicas que pueden ser muy eficaces:

Acupuntura

Junto con la auriculopuntura y la acupresión, es de las más respaldadas por la evidencia científica. Mediante agujas, semillas o las manos el médico acupuntor actúa sobre puntos del cuerpo en los que el chi o energía vital está bloqueado o circula de forma deficiente y favorece así los mecanismos de autocuración.

Hipnoterapia

La forma de la sesión depende de cada especialista, pero por lo general, partiendo de un estado de confianza y relajación, se crea un «anclaje». Se establece un vínculo con algún objeto que se tenga siempre a mano o con alguna parte del cuerpo y se le otorga poder, al tocarlo o activarlo, de despertar sensaciones placenteras como seguridad, confianza, relajación… También existen otras técnicas dirigidas a recodificar el subconsciente.

Usar una terapia u otra depende de las preferencias de cada uno. Por supuesto, se pueden combinar para obtener aún mejores resultados.

5. La vitamina D es tu gran aliada

A una persona convencida de querer dejar de fumar, la ingesta de vitamina C le puede ayudar mucho. Produce una mayor relajación y mejor estado anímico que ayuda a detener el hábito de fumar.

La dosis recomendada de Vitamina C es de 1 a 3 gramos al día. Tómala preferiblemente por la mañana, ya que hay personas a las que tomarla por la tarde les produce insomnio.

suscribete Julio 2017