Alimentos ultraprocesados

Europa no acaba de prohibir las dañinas grasas trans

Claudina Navarro

Otros países ya las han prohibido, pero la Unión Europea solo pone un límite a su presencia en los alimentos a partir de 2021.

Ya se han prohibido en Canadá, Estados Unidos y Argentina. Sin embargo, la Comisión Europea ha decidido no eliminar las grasas trans artificiales y retrasar hasta abril de 2021 la entrada en vigor de un límite del 2% a su presencia en la grasa de los alimentos.

Las grasas trans incrementan el riesgo de sufrir diabetes, enfermedades cardiovasculares y muertes por su causa. Según la Organización Mundial de la Salud, cada año mueren 500.000 personas en el mundo por su culpa.

De las margarinas a las palomitas

Mientras las autoridades europeas o de los estados miembros no decidan prohibirlas, los ciudadanos solo pueden tratar de evitarlas. Aunque muchos fabricantes ya las han ido suprimiendo de sus productos, todavía se utilizan en margarinas, salsas, bollería, patatas fritas de bolsa, aperitivos, cereales de desayuno, todo tipo de platos precocinados, caldos, helados y palomitas para el microondas.

Artículo relacionado

mujer haciendo corazón con las manos sobre el abdomen

8 mitos sobre las grasas que siempre habías creído

Las grasas trasas aparecen al convertir las grasas vegetales líquidas en sólidas mediante un proceso de hidrogenación parcial. Este proceso viene siendo utilizado por la industria alimentaria desde los años 50 del siglo pasado, triunfó en los 60 con las margarinas vegetales que supuestamente eran más sanas que la mantequilla de leche de vaca, hasta que en los 90 comenzaron a aparecer estudios sobre sus efectos perjudiciales sobre la salud.

Obstruyen las arterias

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) reconoce que los ciudadanos deben reducir al mínimo posible la ingesta de grasas trans para evitar riesgos. Existe un consenso científico sobre que son las peores grasas para la salud, ya que aumentan los niveles de colesterol malo (LDL) y triglicéridos, disminuyen los niveles de colesterol bueno (HDL) y favorecen una respuesta inflamatoria.

El cuerpo no es capaz de metabolizar adecuadamente este tipo de ácidos grasos que acaban convirtiéndose en una sustancia extraña que obstruye las venas y las arterias.

Artículo relacionado

comida sana

Comer mal es lo que más mata en el mundo

Si las grasas trans son las peores, las mejores son las omega-3 de las semillas de lino, chía y nueces, junto con las monoinsaturadas de las aceitunas y los aguacates. Los frutos secos son, en general, fuentes recomendables de grasa cuando se consumen sin sal y sin tostar.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?