#Fridays4Future

"Hasta que no se tomen medidas útiles no dejaremos de luchar"

Yvette Moya-Angeler

Entrevistamos a dos portavoces del movimiento estudiantil Fridays for Future-Barcelona.

Desde el pasado mes de febrero se han manifestado todos los viernes para luchar por la justicia climática. Aitana Ralda y Lucía Bonicatto, portavoces de Fridays for Future-Barcelona, tienen 16 años y estudian 1º de bachillerato en un instituto de Barcelona. Van a la misma clase, aunque Lucía sigue el bachillerato humanístico (quiere convertirse en antropóloga social y cultural) y Aitana eligió el científico (le gustaría formarse como bióloga marina, especializada en el estudio de tiburones y ballenas).

Lucía está interesada en ver cómo el cambio climático afecta a las diferentes culturas y Aitana quiere analizar el impacto de los humanos en la fauna marina.

Nos reunimos con ellas tras su aplaudida intervención en las jornadas Fixing the Future, organizadas por Atlas of the Future en el CCCB de Barcelona. Las dos son celíacas y vegetarianas, y en el momento de la entrevista se encuentran a la espera de saber si van a poder comer algo del catering.

—¿Cómo os metisteis en el movimiento?
—Aitana: Fue un poco random. Mi madre me había hablado de Fridays for Future y vi que empezaban también en Barcelona. Llamé a Lucía y le propuse que fuéramos a la primera asamblea. Desde entonces nos hemos ido integrando en el movimiento, que ha ido creciendo.

—¿No habéis fallado ni un viernes?
—Lucía: Bueno, hubo uno que coincidió con el día de la Visibilidad Lésbica y nos pidieron que avanzáramos la manifestación al jueves, cosa que hicimos.
—Aitana: Y el día de la Mujer Trabajadora, el 8 de marzo, salimos con carteles de ecofeminismo en vez de hacer una manifestación como Fridays.

—¿Las portavoces sois todas chicas?
—Lucía: De los 8 portavoces, 6 somos mujeres. Queremos visibilizar a la mujer dentro del movimiento, que deje de estar en segunda línea, porque además hay muchas mujeres en las luchas ecologistas. Al haber vivido una desigualdad, la mujer seguramente es más propensa a luchar en contra de otras desigualdades.

Artículo relacionado

Fridaysforfuturebarcelona

Los viernes, adolescentes en huelga por el planeta

El problema ya está aquí

—¿Vuestra generación tiene ya integrada la lucha medioambiental?
—Aitana: Sinceramente, diría que no. Quienes se implican, se implican mucho pero los que no lo hacen, pasan casi completamente del tema. Tienen una visión más a corto plazo: se centran en el año o el mes en el que están y no ven más allá.
—Lucía: La lucha ecologista siempre ha estado muy invisibilizada, en parte porque ha sido vista como hippy o elitista, como si solo unos cuantos pudieran dedicarse al ecologismo. Pero eso no es así, nos afecta a todos y, de hecho, existe un "ecologismo de los pobres", sobre todo en Sudamérica, de gente que necesita sus recursos. Ellos son al final a quienes más impacta la crisis climática.

—¿Cómo veis el futuro de Fridays for Future?
—Lucía: Tenemos la intención de seguir manifestándonos durante tiempo, aunque esperamos que en el futuro no sea necesario porque ya se hayan tomado medidas efectivas. Ahora mismo las que toma el Gobierno no son suficientes contra el problema al que nos enfrentamos. El futuro es bastante negro, pero yo creo que, si tenemos el impacto que empezamos a tener en todas partes, la gente llegará a concienciarse y nos haremos más grandes. Es un problema que nos afecta a absolutamente a todos. Hay que despertar y darse cuenta de que el problema es real, ya está aquí, no es algo que pasará de aquí a 30 o 50 años, es algo que ya estamos viviendo.
—Aitana: Esperamos que este movimiento vaya in crescendo y que cada vez se sume más gente. Hasta que no se tomen medidas explícitas y que realmente ayuden no dejaremos de luchar.

—¿Qué tenéis pensado hacer en verano, cuando terminen las clases?
—Lucía: Queremos montar actividades para niños, que tendrán más tiempo libre. Pero no hay nada seguro aún porque ya es suficientemente complicado montar cada viernes una manifestación. Estamos en plena época de exámenes.

—¿Se va sumando gente a las propuestas?
—Aitana: Cuando empezamos tuvimos un boom y ahora somos muchos menos. Pero siempre hay un flujo continuo de gente.
—Lucía: La primera concentración en Barcelona fue el 22 de febrero. Y la primera gran manifestación, el 15 de marzo. A esa vinieron más de 4.000 personas. ¡Fue brutal! Después la gente se ha cansado, no se ha hecho tanta difusión y se ha perdido un poco el impacto mediático del principio. Pero, aun así, creo que hemos ganado visibilidad.

Artículo relacionado

Madres-por-el-clima

Madres por el Clima, tras los pasos de Fridays For Future

#Fridays4Future en cada ciudad

—¿En casa apoyan vuestro activismo?
—Lucía: Yo he tenido mucha suerte y he recibido mucho apoyo, tanto para el tema del vegetarianismo como para el de Fridays for Future. Porque, al final, el tiempo que dedico a las concentraciones, a las reuniones y a venir a eventos como este es un tiempo que dejo de dedicar a los estudios.
—Aitana: A mí también me apoyan. Mis padres ya eran muy conscientes del problema medioambiental y, como de pequeña decidí que quería ir por la vía del activismo, no les ha cogido por sorpresa. Algunas veces se han sumado a las manifestaciones y hoy, por ejemplo, mi madre ha venido a verme. Me dicen que están muy orgullosos de lo que estoy haciendo, porque me dedico a lo que quiero y porque estoy ayudando al resto de personas y seres que viven en este planeta.

—Os han aplaudido mucho hoy…
—Lucía: Estamos contentas. Hay mucho trabajo de fondo, muchas reuniones y horas dedicadas a pensar los contenidos, cuál es nuestra ideología y qué queremos hacer, pero está valiendo mucho la pena. Animaría a todo el mundo a sumarse al movimiento porque el único problema que tenemos es que somos pocos. En otros lugares, como Bélgica, Suecia o Alemania, hay mucha gente implicada y tienen mucha más fuerza. España es uno de los países más flojos, aunque en Catalunya hay una buena red.
—Aitana: De hecho, Girona lideró el movimiento a nivel estatal. Madrid también tiene un movimiento potente. Y se están creando cada vez más Fridays en toda España. Está calando.
—Lucía: En pequeñas poblaciones catalanas como Sabadell o Sant Cugat ya se ha creado un #Fridays4Future. Poco a poco la gente se va uniendo. Es una buena señal que en cada ciudad haya fuerza para un #Fridays4Future.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?