Contenido patrocinado

Luce una piel saludable y aterciopelada después del verano

Descubre cómo cuidar y ultrahidratar la piel gracias a los geles y cremas de ducha naturales de Weleda, delicadamente suaves, respetuosos y eficaces.

Las vacaciones estivales son una de las épocas del año que esperamos con más ganas. Nos ayudan a relajarnos, a olvidarnos de la rutina y a recargar energías para afrontar el resto del año con ánimo y calma. Nos dejan la retina llena de buenos momentos, imágenes, sensaciones... pero también tienen una cara no tan amable... porque nuestra piel vuelve al día a día más deshidratada debido a las altas temperaturas, el cloro de las piscinas y la sal del mar.

El ritual de la ducha

La piel es la primera barrera protectora del organismo frente agentes externos nocivos, por lo que hay que fortalecerla, cuidarla y mimarla y, en la medida de lo posible, dedicarle unos cuidados extras después del verano para recuperar su hidratación, suavidad y elasticidad. El ritual de la ducha es uno de estos momentos claves que llevamos a cabo de forma diaria. Hay que hacerlo de forma correcta y utilizar los productos cosméticos más adecuados a las características de cada piel.

La elección puede ser muy amplia pero es recomendable que los geles y cremas de ducha que nos apliquemos a diario sean lo más naturales, suaves y respetuosos posibles con la piel y el medio ambiente.

Geles y cremas de ducha Weleda, totalmente naturales

La variedad de opciones que nos ofrece una marca tan natural como Weleda nos abre un amplio abanico y nos ayudará a tomar la elección más adecuada. Sus geles y cremas de ducha contienen exclusivamente agentes limpiadores naturales a base de azúcar y coco, que respetan la barrera protectora de la piel a la vez que la rehidratan. De esta forma será más fácil lucir una piel saludable y aterciopelada con un gesto tan habitual como el de la ducha.

Los geles de Weleda se elaboran con un alto contenido de aceites vegetales, como el aceite de sésamo BIO, que rehidrata la piel y además es rico en vitaminas y minerales. Aporta propiedades antioxidantes, protectoras e hidratantes y todas sus fórmulas tienen un pH afín a la piel, incluso para pieles con tendencia atópica y las más sensibles.

weleda-ritual-ducha

Respetuosos y sostenibles

Weleda es la elección de aquellas personas que valoran los productos naturales pero también eficaces. Sus geles respetan el equilibrio de la piel, así como el del medio ambiente. Son pioneros en el uso de tensioactivos biodegradables, lo que significa que no dañan los ríos ni océanos como los geles de ducha más convencionales porque se descomponen al menos en un 80% transcurridos 18 días.

Siendo coherentes con la filosofía y forma de entender la cosmética, Weleda está avalada en todos sus productos por el sello Nature, que asegura su compromiso con la sostenibilidad medioambiental y su apuesta por un comercio justo, ético y responsable. Sin duda, ¡una elección acertada para utilizar en la ducha a diario!

Crema de Ducha de Citrus: Sutil aroma a limón y verbena tropical.
Crema de Ducha de Espino Amarillo: Combina los aromas afrutados de mandarina y pomelo con la fragancia amaderada del sándalo.
Crema de Ducha de Rosa Mosqueta: Aroma floral y femenino a base de rosa damascena e ylang ylang.
Crema de Ducha de Granada: Aroma exótico y sensual a aceites esenciales de naranja, davana y vainilla.
Crema de Ducha de Onagra: Fragancia floral y femenina a base de magnolia, cardamomo y sándalo.
Gel de Ducha Sport de Árnica: Fragancia que combina el aroma fresco y estimulante del romero con las notas relajantes de la lavanda. Ideal para después del ejercicio.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?