Intimima

Contenido patrocinado

Mantén tu suelo pélvico en forma

Proporciona soporte y control a órganos vitales, ayuda a llevar un embarazo saludable y permite disfrutar de las relaciones sexuales. Si todavía no le prestas al suelo pélvico la atención que se merece, ha llegado el momento de entrenarlo con KegelSmart.

Es una de las zonas más importantes del cuerpo de una mujer pero muchas veces solo se piensa en él durante el embarazo o cuando comienzan los cambios hormonales. El suelo pélvico es un grupo de músculos que proporciona soporte a órganos como el útero, el intestino y la vejiga, entre otras cosas porque ayuda a mantenerlos saludables.

Pero además, si se mantiene fuerte, las relaciones sexuales son más satisfactorias, se evitan pérdidas de orina y, si se quiere ser madre, se disfruta de un embarazo más saludable y se recupera antes la tonicidad vaginal tras el parto. Parece casi natural cuidarlo como a cualquier otro músculo y la realidad es que no siempre se hace.

Ejercicios de Kegel para contraer y relajar

Es una parte tan importante en la anatomía de una mujer que hasta tiene sus propios ejercicios. Se trata de los de Kegel, que de manera específica contraen y relajan los músculos del suelo pélvico evitando que se debilite, algo que puede suceder de manera natural y que se acentúa con los embarazos, el envejecimiento, la inactividad muscular, los cambios hormonales de la menopausia e incluso con determinados deportes como el running o el crossfit.

Entrenarlo de manera efectiva es ahora posible gracias a KegelSmart, un dispositivo médico innovador desarrollado por Intimina, que reconoce la fuerza pélvica de la mujer, selecciona el nivel de manera automática e indica el ejercicio correspondiente con suaves vibraciones. Como si de un entrenador personal se tratase, marca la rutina de una forma sencilla de seguir, segura y adaptada a las necesidades personales de cada mujer.

KegelSmart

Respaldado por un comité médico asesor que cuenta con ginecólogos y expertos en salud pélvica, KegelSmart, fabricado en silicona de grado médico, selecciona el nivel de ejercicio y guía en cada contracción, garantizando de esta forma que se contraiga y se relaje durante el tiempo adecuado

Gracias a la tecnología de sensores táctiles, que permite que el dispositivo reconozca la fuerza de las contracciones, y con menos de cinco minutos que lleva realizar una rutina completa, se logra mantener un suelo pélvico fuerte y preparado para cualquier eventualidad. Tan sencillo como eso.

Artículos relacionados

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Cuerpomente?