Cocina raw

Faláfels de almendras y pipas de girasol

Javier Medvedovsky y Gloria García

Prueba esta reinterpretación de un clásico de la cultura árabe conocido en todo el mundo. Te hará viajar… ¡sin moverte de casa!

La comida árabe es una suma de tradiciones culturales y se caracteriza por el uso de especias, la calidad de sus ingredientes, los procesos largos y el cuidado otorgado a cada instante de la preparación.

Incluye, además, agradecimiento y rezos, para que aquello que el comensal pone en su boca forme parte del camino mismo de la vida, algo que va más allá del placer de la comida.

Artículo relacionado

Activar semillas frutos secos

¿Por qué deberías activar tus semillas y frutos secos?

Bolitas de frutos secos y semillas

En la cocina árabe se usa muchas especias: orégano, ras el hanout, menta, zaatar, zumac, canela, tomillo, perejil, cúrcuma, azafrán… Y también sésamo, garbanzos, arroz, dátiles, frutos secos, aceitunas, tomates, berenjenas, pepinos… ¡Grandes alimentos para hacer grandes alquimias!

Los ejemplos mejor conocidos de esta cocina son el faláfel y el hummus, que hoy encuentras en cualquier lugar del mundo y que cada país árabe prepara a su manera. En algunos se hace el faláfel con habas y garbanzos y, en otros, solo con garbanzos. Las especias empleadas también difieren. Esta misma libertad yo también me la he tomado para proponeros un faláfel de almendras.

Espero que lo disfrutéis. ¡Salam malecum!

Ingredientes para 8 personas

Para los faláfels:

  • 100 g de almendras (previamente remojadas en agua de 8 a 12 horas)
  • 100 g de pipas de girasol (previamente remojadas en agua de 3 a 8 horas)
  • 60 ml de tahini
  • 60 ml de zumo de limón
  • 60 ml de aceite de oliva
  • 100 g de cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 1 taza de cilantro
  • ½ taza de perejil
  • 1 cucharada de comino
  • 1 cucharada de coriandro
  • ½ cucharadita de zumac
  • ½ cucharadita pimienta de Jamaica
  • Ají picante al gusto
  • 1 cucharadita de sal marina

Para la salsa tahini:

  • 60 ml de tahini
  • 30 ml de zumo de limón
  • ½ cucharadita de comino molido
  • ½ cucharadita de sal
  • 1 cubo de hielo

Artículo relacionado

frutos secos beneficios

¿Por qué son tan saludables los frutos secos?

Preparación para 8 personas (30 min + tiempo de remojo y deshidratado)

Para los faláfels:

  1. Lava las almendras y las pipas, y tritúralas con el resto de los ingredientes hasta lograr una textura de paté rústico. No hace falta que sea una crema.
  2. Ponlos a deshidratar en forma de bolas con la ayuda de unas cucharas o de un sacabolas de helado y deshidrátalos a continuación durante unas 4 horas.
  3. Dales una vuelta y deshidrata unas 2 horas más.
  4. Los faláfels han de quedar crocantes por fuera y blandos por dentro.
  5. Consérvalos en el frigorífico y, a la hora de servirlos, caliéntalos en el deshidratador.

Para la salsa:

  1. Mezcla todos los ingredientes con una cuchara hasta lograr una consistencia de salsa cremosa.
  2. No hace falta que se derrita todo el hielo. Su función es darle cremosidad y más líquido a la salsa.
  3. Conserva en el frigorífico.

Recomendaciones:

Puedes comerlos solos con una ensalada o usarlos como relleno con pan pita.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?