Más natural

Raw brownie: el sabor de Estados Unidos

Javier Medvedovsky y Gloria García Lerma

Inspírate en América para elaborar (sin horno) este bizcocho de chocolate con frutos secos. Enjoy your meal!

Esta es una receta típicamente americana. Toma su nombre del color marrón (brown) de su chocolate, que se suele aderezar con nueces. Aquí te proponemos prepararla sin horno, en una versión raw con ingredientes crudos, en algún caso deshidratados.

La pasta, a base de nueces, cacao, avellanas, dátiles y vainilla, sabe deliciosa pero hay que moderarse con las cantidades porque no es precisamente ligera.

Dicho esto, sin embargo, vale la pena entregarse a la delicia de saborearlo en meriendas, desayunos y hasta como postre o bocado servido en celebraciones. ¡A disfrutar!

Ingredientes para 12 unidades

  • 100 g de nueces
  • 25 g de cacao en polvo
  • 50 g de avellanas
  • 15 dátiles
  • Una pizca de vainilla
  • Una pizca de sal

Para arriba:

  • 1 cucharada de cacao en polvo
  • 1 cucharada de mezquite en polvo

Artículo relacionado

Recetas brownies saludables

Brownies sanos y diferentes: con plátano, aguacate o... garbanzos

Preparación (15 minutos + tiempo de remojo y deshidratado)

  1. Para esta receta, lo ideal es activar y deshidratar los frutos secos. Para ello, remoja las nueces y las avellanas durante una noche y luego cuélalas, lávalas y llévalas a deshidratar hasta que queden bien crocantes.

  2. Una vez hecho esto, procesa las nueces con el cacao, la vainilla, la sal y los dátiles hasta lograr una consistencia moldeable.

  3. Muele un poco las avellanas de tal manera que queden trozos y agrégalas a la masa.

  4. Moldea la preparación en una bandeja grande y cuadrada con una altura de 2 o 3 cm.

  5. Corta la preparación en porciones rectangulares o cuadradas. Espolvorea por arriba la mezcla de cacao y mezquite y ¡a comer!

Recomendaciones

Lo ideal para los frutos secos es realizar el proceso de remojo y deshidratado, pero también puedes hacer solo el remojo. La diferencia es que quedará más húmeda. Otra alternativa es usar los frutos tal cual, crudos, o tostados.

El mezquite es una algarroba blanca proveniente de América. Se consigue en polvo. Si no tienes, puedes usar algarroba en polvo. La idea es aligerar y hacer más suave el sabor del cacao.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?