Efectos secundarios

La aspirina podría aumentar el riesgo de insuficiencia cardíaca

Muchas personas toman aspirina para tratar el dolor de cabeza o como medida preventiva para mantener la sangre fluida y evitar un ataque cardíaco. Pero estudios recientes indican que podría aumentar el riesgo de insuficiencia cardíaca.

claudicabncm
Claudina Navarro Walter

Fisioterapeuta y periodista

La aspirina no es solo un remedio popular al que muchos echan mano para combatir el dolor de cabeza. Muchos pacientes que han sufrido un ataque cardíaco también lo toman de forma permanente en dosis bajas por sus propiedades fluidificantes de la sangre. Pero no es un medicamento sin efectos secundarios. Se sabía que podía favorecer las hemorragias internas y ahora un estudio muestra que se puede asociar a insuficiencia cardiaca.

Los analgésicos del grupo de los AINEs (antiinflamatorios no esteroideos) pueden dañar el sistema digestivo. Entre los AINE se incluyen el ácido acetilsalicílico (el ingrediente activo de la aspirina), diclofenaco e ibuprofeno.

Ahora un estudio publicado en la revista ESC Heart Failure, de la Sociedad Europea de Cardiología (ESC), muestra que la aspirina puede aumentar el riesgo de insuficiencia cardíaca en un 26 por ciento en personas con al menos otro factor de riesgo: tabaquismo, presión arterial alta, obesidad, colesterol alto, diabetes o una enfermedad cardiovascular existente.

Son necesarias y urgentes más investigaciones

"Nuestro estudio es el primero en mostrar que las personas con al menos otro factor de riesgo tienen más probabilidades de desarrollar insuficiencia cardíaca cuando toman aspirina que las personas que no lo hacen", explica el autor del estudio, el doctor Blerim Mujaj, de la Universidad de Friburgo. "Por supuesto, nuestros resultados deben ser confirmados por más investigaciones, pero muestran que la conexión entre la aspirina y la insuficiencia cardíaca debe aclararse con urgencia".

Artículo relacionado

corazon edades

Cuida tu corazón según tu edad

El estudio analizó si podría haber un vínculo entre la aparición de insuficiencia cardíaca y el consumo de aspirina, en pacientes que ya han tenido una enfermedad cardíaca y en aquellos sin enfermedad cardíaca.

Para comprobarlo, los investigadores trabajaron con los datos de 30.827 personas de más de 40 años que tenían un mayor riesgo de desarrollar insuficiencia cardíaca al comienzo del estudio debido a los factores de riesgo mencionados. 7.698 de los participantes tomaron aspirina (alrededor del 25%). Durante los siguientes 5.3 años, 1.330 desarrollaron insuficiencia cardíaca.

El riesgo de insuficiencia cardíaca también aumenta en pacientes sin enfermedad previa

Posteriormente se excluyó del análisis a aquellos participantes que ya presentaban problemas cardiovasculares en su historial médico. Quedaron 22.690 participantes sin enfermedades previas de este tipo. Pero incluso en estos, el riesgo de insuficiencia cardíaca aumentó en un 27 % si tomaban aspirina.

Mucha gente toma aspirina, pero los resultados del estudio aconsejan tener más cuidado con el medicamento, especialmente en aquellos pacientes que ya padecen insuficiencia cardíaca u otros factores de riesgo de estos síntomas, explican los autores.

Si estás tomando aspira por prescripción médica, consulta con tu médico si es imprescindible o si existen alternativas más seguras. Por otra parte, siempre es importante realizar pruebas de control y, sobre todo, cuidar el corazón en el día a día con una alimentación y unos hábitos de vida apropiados.

Artículo relacionado

PERAS-OK

7 alimentos amigos del corazón

Referencias científicas:

Blerim Mujaj et al. Aspirin® use is associated with increased risk for incident heart failure: a patient‐level pooled analysis. ESC Heart Failure.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?