6 preguntas sobre los dientes de los bebés

¿Es aconsejable llevar a un bebé al dentista?

Desde que aparecen los dientes de leche debemos limpiarlos dientes para prevenir caries; también hay que supervisar la evolución de la mordida.

Dra. Ana Delgado
Dra. Ana Delgado Rabadá

Médico estomatóloga especialista en odontología holística

Los dientes de leche cumplen una importancia fundamental tanto en el crecimiento del niño como en el desarrollo posterior de sus dientes definitivos.

La erupción del primer diente de leche es una fecha simbólica, pues anuncia el pasaje a la alimentación sólida. Masticando, el niño permite a su tubo digestivo adaptarse a la alimentación adulta y así también desarrollar su musculatura facial.

Aunque parezca sorprendente, ya desde los 6 meses es recomendable que los bebés visiten al dentista de cara a prevenir enfermedades dentales.

Descubre en qué consiste esa primera visita, qué se puede detectar a una edad tan temprana y otras dudas frecuentes sobre la primera dentición.

¿A qué edad hay que llevar a los niños al dentista por primera vez?

La visita al dentista es aconsejable desde la más temprana edad, tras la aparición del primer diente de leche, normalmente entre los seis meses y el año.

La primera visita al dentista suele ser informativa, para explicar consejos de base tanto relativos a la higiene como a la dieta y los hábitos.

La segunda visita puede producirse hacia los dos años y medio o tres años.

Después, las visitas de control pueden pasar a ser cada año, o más frecuentemente si existen patologías o traumatismos.

¿Cuándo aparecen los primeros dientes?

Los primeros dientes salen a partir de los 5-6 meses en el maxilar inferior y continúan erupcionando hasta los 30 meses, cuando salen los segundos molares de leche, hasta un total de 20 dientes de leche.

¿Es verdad que la salida de los dientes produce fiebre?

A veces pueden acompañar a la salida de los dientes síntomas como fiebre, aumento de la salivación, inflamación de la encía, irritabilidad nerviosa y de la piel o sueño agitado.

¿Cómo limpiarle los dientes a un bebé?

Es importante saber que conviene limpiar los dientes de los bebés con una gasita mojada en agua dos veces al día (por la mañana después del desayuno y por la noche antes de acostarse).

Cuando aparecen los molares de leche, sobre los dos años, es mejor utilizar un cepillo mojado que permita eliminar la placa bacteriana e instaurar el ritual cotidiano de higiene bucal.

Artículo relacionado

¿Los bebés pueden tener caries? ¿Cómo prevenirlas?

En cuanto a la dieta, hay que tener en cuenta que todos los alimentos que consumen los bebés tienen hidratos de carbono: zumos de fruta, leche, cereales, etc., así que todos pueden producir caries si no se limpian los dientes.

Por otra parte, hay que evitar que el bebé se habitúe a acostarse con un biberón de leche o zumo, ya que puede provocar la denominada "caries del biberón" a partir de los 18 meses.

También es nocivo ofrecer el biberón al mínimo gemido del bebé, pues estar todo el día con líquido azucarado en la boca también puede producir caries.

¿Deforma el chupete los dientes? ¿Y chuparse el dedo?

El hábito de succionarse el pulgar u otro dedo no debe prolongarse demasiado pues existe riesgo de que se deformen los maxilares y se coloquen mal los dientes.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?