Efectos secundarios

California podría clasificar el paracetamol como cancerígeno

Claudina Navarro

El paracetamol o acetaminofén está en la cuerda floja desde hace años y la próxima primavera podría ser declarado cancerígeno por el gobierno del estado de California.

El paracetamol podría ser clasificado como cancerígeno en el estado de California. La clasificación implicaría que los fabricantes tendrían que poner una advertencia similar a la del tabaco en sus productos. Si esto sucediera, su consumo caería, probablemente otras autoridades sanitarias en el mundo tomarían sus propias decisiones e incluso podrían presentarse querellas contra los fabricantes, como ocurrió en el caso del glifosato.

El paracetamol es el segundo fármaco más vendido en España, donde se adquiere sin necesidad de receta médica como genérico o bajo distintas marcas tan populares como Gelocatil, Efferalgan, Termalgin o Frenadol. El fármaco más vendido es el omeprazol, otro medicamento que tampoco está libre de esfectos secundarios.

Los expertos darán a conocer su decisión sobre el paracetamol en primavera

El paracetamol, que también se denomina acetaminofén y se utiliza para tratar la fiebre y todo tipo de dolores, está bajo sospecha de ser cancerígeno al menos desde 1983, cuando se prohibió la fenacetina. El paracetamol es un derivado suyo y las autoridades sanitarias de California han permanecido vigilantes, encargando continuas revisiones científicas. Desde 2011 es una alta prioridad para la Oficina de Evaluación de Riesgos en Salud Ambiental de California por las crecientes evidencias de su relación con casos de cáncer.

El grupo de expertos designado por el gobernador, Gavin Newsom, del Partido Demócrata, ha revisado recientemente 133 estudios científicos, ha publicado un informe y, después de un periodo de alegaciones públicas, realizará una valoración que se dará a conocer en audiencia pública la próxima primavera.

Probable mayor riesgo de cáncer de riñón, hígado y sangre

Algunos de los estudios revisados sugieren una asociación entre el consumo de paracetamol y un mayor riesgo de cáncer de riñón, hígado y sangre, pero los autores del trabajo indican que existen ensayos contradictorios y que es difícil separar el efecto del paracetamol de otras variables, como el consumo de tabaco.

En virtud de la denominada Proposición 65 del estado de California, si los expertos lo deciden así, el paracetamol pasará a forma parte de la lista de casi 900 sustancias cancerígenas o tóxicas para el sistema reproductivo. Estas sustancias no se prohíben, pero su presencia en los productos comerciales debe ser advertida mediante una etiqueta, lo que desincentiva su consumo. En esta lista ya se encuentran un buen número de pesticidas y de retardantes de llama.

Artículo relacionado

Analgésicos naturales

6 calmantes naturales para cada una de tus dolencias

El paracetamol fue revisado en 1990 y en 1999 por la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC), de la Organización Mundial de la Salud, y entonces no se decidió incluirlo en la lista de cancerígenos o posibles cancerígenos. Sin embargo, si las autoridades sanitarias de California dieran el paso a la luz de nuevos estudios, probablemente la IARC tendría que abordar de nuevo la cuestión.

El gobierno de los Estados Unidos no está apoyando ni permaneciendo neutral ante los pasos dados en California. Al contrario, un portavoz de la todopoderosa Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) ha advertido que etiquetar el acetaminofeno como cancerígeno sería "falso y engañoso" y también ilegal según la ley federal.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?