Previene los infartos

Cuídate el corazón con melisa

Claudina Navarro

La melisa previene la enfermedad arterial coronaria al mejorar la composición de las grasas de la sangre y reducir los síntomas de estrés e inflamación.

La enfermedad arterial coronaria es una de las principales causas de muerte en el mundo y la angina crónica estable es uno de los primeros síntomas. No fumar, hacer regularmente ejercicio físico y la dieta sana son las principales herramientas para prevenir el potencialmente mortal infarto. Y algo tan sencillo como tomarse una infusión o una cápsula de melisa puede protegernos aún más.

La melisa previene el desarrollo de la enfermedad arterial coronaria

Los problemas cardiacos que pueden llevar a la muerte se desarrollan a lo largo de un periodo de tiempo dominado por el estrés oxidativo y la inflamación en el organismo. Investigadores de la Universidad de Ciencias Médicas de Jundishapur en Ahvaz (Irán), dirigidos por Assieh Mohammadzadeh, quisieron averiguar si la adminitración de Melissa officinalis en polvo podría reducier los biomarcadores de estrés e inflamación, mejorar el perfil de las grasas en la sangre y, gracias a todo ello, reducir el riesgo de muerte prematura.

El estudio se realizó con 80 pacientes con angina crónica estable. 40 de ellos recibieron 3 gramos diarios de melisa durante 8 semanas y los otros 40, placebo.

La melisa contiene, entre sus principios activos, aceites esenciales, flavonoides como la quercitina y los taninos, polifenoles como el ácidocafeico, clorogénico, rosmarínico, oleanólico, ácidos succínico y ursólico y beta-sitosterol.

Mejora los marcadores de estrés y oxidación

Al comparar los análsis de sangre se observó que las concentraciones media de triglicéridos, colesterol LDL, malondialdehído y proteínas c-reactiva eran menores en el grupo de la melisa. Y además los marcadores positivos, relacionado con una buena salud cardiaca, como el colesterol HDL y la paraxonasa, estaban aumentados.

Artículo relacionado

Claves corazón sano

No es el colesterol: 9 claves reales para un corazón saludable

Los autores del estudio concluyen que la suplementación con Melisa oficinalis contribuyen a la prevención de la mortal enfermedad arterial coronaria.

Además de para proteger el corazón, la melista está indicada en medicina natural para tratar el nerviosismo, la mala digestión y la sobrecarga del hígado.

Otras propiedades de la melisa

  • Melisa para las enfermedades de los nervios. La melliza está indicada cuando se siente ansiedad o intranquilidad por cualquier motivo. Puedes tomar la infusión de una cucharada de planta seca en una taza de agua, durante 15 minutos
  • Melisa para perder peso. Por sus propiedades tranquilizantes reduce el apetito que no es tanto hambre real como ansiedad que se calma comiendo.
  • Ante el insomnio. Tómate un vaso de infusión media hora antes de irte a la cama.
  • Palpitaciones. La percepción intensa del latido de corazón suele tener un origen nervioso y puede calmarse con una infusión de melisa. No obstante, si aprecias cualquier irregularidad en el ritmo debes consultar con el médico.
  • Mejora la digestión. Las molestias digestivas son una de las indicaciones más populares. La infusión ayuda a digerir y sirve para tratar el dolor ocasional de estómago, los gases y las diarreas.
  • Calma el dolor de cabeza y el menstrual. Contiene principios activos analgésicos que pueden ser de mucha ayuda ante estos trastornos.

Cómo tomar la melisa

La infusión es la forma más común de tomar la melliza, pero existen otras preparaciones.

  • Agua de melosa o "agua del Carmne": Se elabora desde el siglo XVII en las comunidades de Carmelitas Descalzos. Se prepara destilando en alcohol apto para la ingesta, más o menos diluido en agua, las hojas frescas de Melissa offinalis junto con otros ingredientes como canela, corteza de limón, raíz de angélica, semillas de cortando y clavo de olor. Se toma en dosis de 5 a 20 ml. Tradicionalmente se utiliza contra los ataques de nervios.
  • Como condimento: Las hojas frescas de melisa pueden utilizarse para dar sabor a los alimentos, especialmente a las ensaladas.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?