Modula tus energías

Técnicas de Jin Shin Jyutsu para cuidar tu salud física y emocional

El Jin Shin Jyutsu es el arte de conseguir más armonía. No necesitas nada más que tus manos, detenerte y elegir los puntos que vas a tratar. Ganarás conexión con tus nececesidades profundas.

Jin Shin Jyutsu se podría traducir como el arte de armonizar la energía vital del cuerpo. Es una disciplina muy sencilla, que se puede aprender para practicarla sobre uno mismo y que permite recuperar la sensación de control sobre la propia salud.

Ante cualquier incomodidad física o mental podemos recurrir a unas técnicas manuales sencillas que nos van a reconfortar. Es como un botiquín de gestos sin efectos secundarios dañinos. En ningún caso es una terapia milagrosa. No puede sustituir el tratamiento médico, pero sí que puede colaborar con la curación.

El fundamento del Jin Shin Jyutsu es nuestro propio instinto. Cuando sentimos un dolor ponemos la mano encima. El filósofo japonés Jiro Murai fue quien a principios del siglo XX creó las técnicas del Jin Shin Jyutsu a partir de la experimentación consigo mismo y de los conocimientos de la milenaria medicina tradicional china.

El siguiente eslabón entre el Jin Shin Jyutsu y nosotros es Mary Burmeister, quien conoció a Jiro Murai en Japón a finales de la década de 1940. Quedó fascinada por su sabiduría, aprendió de él durante 12 años y en 1960 empezó a enseñar Jin Shin Jyutsu en Estados Unidos.

Descubre cómo activar los puntos que promueven la salud

Burmeister explica que en el cuerpo existen puntos donde la energía se concentra y que actuando sobre ellos se puede desbloquear, lo que elimina molestias y favorece la salud.

En la terminología del Jin Shin Jyutsu, estos puntos se llaman «cerraduras energéticas» o «cerraduras energéticas de seguridad» (abreviado, CES). Si se producen bloqueos en las CES, se interrumpe el flujo de energía, lo que se traduce en la aparición de síntomas físicos y anímicos.

La práctica del Jin Shin Jyutsu consiste en tocar al mismo tiempo los dos puntos de una CES o combinar dos CES. Para ello se colocan los dedos o la palma de la mano sobre esos puntos todo el tiempo que sea necesario hasta que se aprecia que los síntomas físicos, emocionales o mentales se alivian.

A menudo se siente un cosquilleo o una pulsación suave. Puedes imaginar que con ese contacto estás actuando sobre los polos negativo y positivo de una pila que estás recargando.

Cada vez que te decidas a practicar Jin Shin Jyutsu puedes elegir uno o varios pares de puntos. Si eliges solo un par, puedes hacer que el contacto dure de 3 a 15 minutos. Si deseas realizarte un tratamiento general en siete pasos, por ejemplo, puedes dedicarte media hora si a cada paso le reservas cuatro minutos.   

Tina Stümpfig-Rüdiseer, autora del libro Manos que sanan (Ed. Macro), asegura que no te puedes equivocar al elegir las cerraduras. Aunque presiones un punto que no es el más adecuado para tratar el problema que te afecta, no se van a producir efectos negativos. Al contrario,  «el cuerpo sabe cómo utilizar ese flujo», afirma.

Por tanto, puedes relajarte y dejarte llevar por la intuición. Incluso, si no alcanzas el punto que te interesa (algunos están situados en la espalda), puedes elegir otro.    

Si tienes estrés, miedo o depresión es cuando debes activar el flujo con frecuencia. Puedes hacerlo dos o tres veces al día. Puedes hacerlo de pie, sentado o tumbado, tomarlo como un momento de relajación en que no haces nada más o hacerlo cuando haces cola o vas en autobús.

26 puertas a un mayor bienestar físico y mental

Cada «cerradura energética de seguridad» (CES), que en la poética terminología japonesa también se denominan «puertas al reino celestial», posee un significado y una conexión propias con el cuerpo, el espíritu y la mente. Son 26 pares de puntos situados simétricamente a lo largo de los canales energéticos del cuerpo.

Indicaciones principales

Una idea del Jin Shin Jyutsu es que todo lo que se necesita está dentro de uno mismo y podemos hallarlo a través de las CES. Para elegir la «cerradura de seguridad» que queremos abrir tenemos que conocer sus efectos y su ubicación en el cuerpo. Algunas indicaciones de cada CES son las siguientes, pero existen muchas otras.

Jin Shin Jyutsu
  1. Da apoyo en los cambios.  
  2. Ofrece confianza y acierto.
  3. Fomenta la comprensión.
  4. Quita el miedo.
  5. Libera de límites.
  6. Alivia contracturas.
  7. Ofrece claridad y energía.
  8. Ayuda a superar la ira.
  9. Para dejar atrás lo viejo.
  10. Favorece el buen humor.
  11. Libera de pesos.
  12. Conecta con el todo.
  13. Fomenta la creatividad.
  14. Proporciona estabilidad.
  15. Otorga alegría y ligereza.
  16. Cura cicatrices antiguas.
  17. Combate el agotamiento.
  18. Ayuda a dejarse ir.
  19. Fortalece la seguridad.
  20. Refuerza la intuición.
  21. Da energía y despierta.
  22. Ayuda a adaptarse.
  23. Impulsa el potencial personal.
  24. Lucha contra la confusión.
  25. Favorece la recuperación.
  26. Ayuda a vivir el momento.

Tres técnicas del Shin Jin Jyutsu

1. Agárrate un dedo. La manera más sencilla de hacer Jin Shin Jyutsu es mediante la técnica de sujeción de dedos. En cada uno comienzan y terminan flujos energéticos unidos con el resto del cuerpo. Al sujetarlos se equilibran esos flujos y con ellos los pensamientos y los sentimientos que están relacionados. La sujeción relaja y, a la vez, vitaliza.

2. El gran abrazo. Es un ejercicio breve y de mucha fuerza. Puedes hacerlo cada vez que desees tranquilizarte o recuperar energía. Solo tienes que cruzar los brazos y colocar las manos bajo las axilas de modo que los pulgares queden fuera y orientados hacia arriba. Cierra los ojos, relaja los hombros y el cuello. Inspira profundamente y espira. Pronuncia  mentalmente «inspirar, espirar, uno». Cuenta así hasta 36 respiraciones. No prestes atención a los pensamientos que llegan.

3. Refuerza el «flujo central principal». Este es, según el Jin Shin Jyutsu, el primero que se forma en el ser humano y el que hace posible la vida. Jiro Murai lo llamaba «la gran respiración vital». Refuérzalo en 7 pasos (mantén cada posición de 2 a 5 minutos):

  1. Coloca la mano derecha sobre la parte alta de la cabeza y la izquierda sobre la frente.
  2. Mantén la mano derecha en su sitio (permanecerá ahí hasta el séptimo paso) y tócate la nariz con los dedos de la izquierda.
  3. Coloca la mano izquierda sobre el hoyuelo del cuello entre las dos clavículas.
  4. Baja la mano hasta el centro del esternón, sobre el corazón.
  5. Pon la mano unos tres dedos por encima del ombligo.
  6. Bájala hasta el pubis.
  7. Coloca la mano derecha que estaba en la cabeza sobre la rabadilla. Mantén la mano izquierda sobre el pubis.

Soluciones rápidas para problemas comunes

1 / 6
armonia. Consigue más armonía

1 / 6

Consigue más armonía

La palma de la mano nos une a la gran fuerza vital, nos regala vitalidad y equilibrio. Tócala con los dedos de la otra  mano el tiempo necesario.

Getty Images
Equilibrio-emocional. Lograr más equilibrio emocional

2 / 6

Lograr más equilibrio emocional

Sujeta el índice hasta que sientas como late, de 2 a 5 minutos. Puedes contar las respiraciones (hasta 36, por ejemplo). Alterna con los dedos de ambas manos.

Getty Images
eliminar-el-estres. Cómo reducir el estrés

3 / 6

Cómo reducir el estrés

Cruza los brazos y sujeta («recarga», en la terminología del Jin Shin Jyutsu) la parte alta de los brazos (CES19 alta, puedes ver la ubicación más arriba).

Getty Images
control-del-miedo. Controlar el miedo

4 / 6

Controlar el miedo

Forma un círculo colocando la punta del pulgar sobre la uña del anular. Mantén durante 36 respiraciones y cambia de mano. Concéntrate en la respiración.

Getty Images
más-confianza. Gana confianza

5 / 6

Gana confianza

Sujeta el dedo anular cuando quieras alejarte de la tristeza, de las quejas y de la sensación de impotencia. Te ayuda a ganar seguridad.

Getty Images
dormir-mejor. Para dormir mejor

6 / 6

Para dormir mejor

Presiona el CES18 para tranquilizarte y conciliar el sueño por la noche. Puedes hacerlo en una mano o en las dos. Respira lentamente.

Getty Images

Artículo relacionado

Jin Shin Jyutsu

Jin Shin Jyutsu: 6 toques energéticos para el autocuidado

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?