Medicina natural

Cómo curar las llagas en la boca con remedios caseros

claudicabncm
Claudina Navarro Walter

fisioterapeuta y periodista

Tratar las aftas con remedios caseros suele ser muy efectivo si aparecen esporádicamente. Te explicamos cómo acelerar la curación y cuándo es el momento de ir a ver a un médico.

Las llagas en la lengua o en cualquier lugar de la boca pueden llegar a ser extremadamente dolorosas, pero se pueden curar con remedios caseros y naturales.

Estas pequeñas úlceras se denominan aftas y producen normalmente una ligera sensación de ardor u hormigueo. Suelen comenzar siendo apenas un poro que luego se enrojece y muestra una capa de color blanco amarillento, formada por fibrina, una proteína que aparece cuando la sangre se coagula.

Artículo relacionado

salvia

6 plantas medicinales eficaces para la boca

Las aftas suelen ser más pequeñas que una lenteja, pero pueden alcanzar hasta los 3 cm de diámetros.

Por lo general, se curan por sí solas en unos pocos días, como máximo antes de dos semanas. Una herida o mancha en la boca que se mantiene por encima de ese tiempo, aunque no moleste, requiere que la vea un médico.

¿Por qué aparecen llagas o aftas en la boca?

Las úlceras aftosas pueden tener varias causas. En su mayoría surgen por razones completamente inofensivas, como una lesión en la mucosa oral. Aparecen, por ejemplo, cuando nos mordemos la lengua o el lado interno de la mejilla al comer.

Sin embargo, las siguientes causas también pueden estar detrás de su aparición:

  • Intolerancia a algún alimentos.
  • Trastornos como la enfermedad celíaca, el síndrome de inmunodeficiencia adquirida y las enfermedades intestinales inflamatorias crónicas.
  • Inmunodeficiencia general (por ejemplo, en el caso de una diabetes).
  • Síntomas de deficiencia (por ejemplo, de hierro o de vitamina B12)
  • Fluctuaciones en el equilibrio hormonal.
  • Estrés.

Si las aftas se repiten, conviene que el médico busque cuál puede ser la causa.

Artículo relacionado

salvia

6 plantas medicinales eficaces para la boca

Trata las aftas con remedios caseros

Además de varios remedios caseros para las aftas, una buena higiene bucal también contribuye a la curación.

Los siguientes remedios caseros para las aftas pueden acelerar el proceso de curación o aliviar un poco el dolor:

  • Hielo. Puedes chupar cubitos de hielo para aliviar el dolor. El frío adormece el dolor en la boca porque estrecha los vasos sanguíneos.
  • Miel. Aplica un poco de miel en la zona afectada. Contiene agua oxigenada y metilglioxal, que matan las bacterias de la herida y, por lo tanto, aceleran la cicatrización.
  • Infusión de salvia y manzanilla. Las dos plantas son antiinflamatorios y un remedio casero eficaz para las aftas. Mezcla dos cucharadas de las plantas sueltas, mételas en una bolsita para hacer infusiones. Deja la bolsita en agua recién hervida durante 5 minutos, sácala y deja que se enfríe. Una vez fría presiónala suavemente contra la afta. Déjala actuar durante 20 minutos y repite el proceso dos o tres veces al día.
  • Aceite de árbol de té. Funciona como un remedio casero para las aftas porque puede combatir diferentes tipos de infecciones. Mezcla tres gotas en una cucharadita de aceite de oliva y aplícalo en la zona inflamada tres veces al día.
  • Levadura química. El polvo de hornear ayuda a restaurar el valor del pH en la cavidad bucal. Mezcla un poco de levadura en polvo con un poco de agua y pon la pasta sobre la afta.
  • Mirra. La medicina popular utiliza tintura de mirra principalmente contra la inflamación de las encías y las aftas. Pon un poco de tintura de mirra en la afta o enjuaga la boca con ella.
  • Caléndula. La caléndula es una de las plantas medicinales más probadas para problemas y lesiones de la piel y las mucosas. Pon unas gotas de extracto de caléndula en agua tibia y enjuágate bien la boca con ella. Esto apoya el proceso de curación y las aftas desaparecen más rápido.
  • Aloe vera. El gel puro que se extrae de la hoja aporta una gran cantidad de sustancias muy eficaces que son buenas para la piel y combaten la inflamación. Aplica un poco de gel sobre las aftas varias veces al día.
  • Aceite de clavo. Para las úlceras bucales, pero también para el dolor de muelas y los problemas de encías, vale la pena probar el aceite de clavo. Lo especial de este aceite es que sus principios activos no solo desinfectan y apoyan la curación, sino que también adormecen ligeramente y alivian el dolor. Simplemente coloca una gota de aceite de clavo en un hisopo de algodón y limpia las aftas con él.
  • Sal. Enjuaga las aftas con una solución salina ligera. Para hacer esto, agrega una buena pizca de sal de mesa a un vaso de agua tibia. Esto desinfecta la mucosa oral dañada y apoya su proceso de curación.

Artículo relacionado

Boca sana

Boca y encías sanas de forma natural

Mas consejos para tratar las aftas

  • Evita los alimentos irritantes durante la fase de curación. Estos incluyen frutas cítricas, especias picantes o alimentos que hacen mucha miga.
  • Mantén una buena higiene bucal. Cepilla tus dientes con regularidad y usa enjuagues bucales si es necesario.
  • Evita el alcohol y el tabaco.

Los remedios caseros suelen ser suficientes para tratar las aftas individuales. Sin embargo, si las aftas te molestan con mucha frecuencia, aparecen en grupos o no acaban de curarse, se recomienda una visita al médico.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?