Autocuidado en casa

Tratar la ansiedad y el dolor de espalda con masajes en los pies

Cualquiera puede realizar un tratamiento sencillo de reflexoterapia podal. Solo hay que presionar los puntos adecuados para tratar una molestia. Te indicamos cómo puedes tratar de esta manera el dolor de espalda y la ansiedad.

Para realizar un autotratamiento basado en la reflexología podal del dolor de espalda o de la ansiedad puedes ubicar en el gráfico que te mostramos más abajo los puntos de acupresión y zonas reflejas que te indicamos.

Puedes hacer la presión con los pulgares y estimular cada punto o zona durante unos tres minutos. Cuando termines con un pie, repite el proceso con el otro.

Tratamiento reflexológico de la ansiedad

  • Aceites esenciales. Realiza el masaje con una mezcla de 2 gotas de aceite esencial de flor de naranjo (azahar) y 2 gotas de aceite esencial de manzanilla romana diluidas en 10ml de aceite de almendras dulces.
  • Relajación. Mientras realizas respiraciones diafragmáticas (con ellas sientes cómo se llena de aire la zona del estómago, más que la parte alta de los pulmones) de manera pausada y profunda, estimula el punto R1, también llamado «plexo solar», situado en la planta del pie (zona 8 en el gráfico).
  • Hipófisis. A continuación estimula la glándula hipófisis, cuya zona refleja se sitúa en el centro del dedo gordo (zona 1). Luego masajea el resto de la yema del dedo y las yemas de los dedos menores, que reflejan otras áreas del cerebro. Los estimularemos, uno a uno, con un masaje suave pero progresivamente intenso.
  • Glándulas suprarrenales. Su zona refleja (11) se sitúa por encima de la línea media del pie (entre la línea refleja del diafragma y la línea de la cintura o del páncreas).
  • Columna vertebral. Seguiremos con el estímulo de la columna, desde el talón, pasando por la línea medio lateral del pie, hasta la zona lateral del primer dedo (zonas 5, 14 y 19).
  • Digitopuntura. Finalizaremos con la digitopresión sucesiva de R3 (en el centro de la línea de unión entre el maléolo medial y el tendón de Aquiles), R6 (justo por debajo del borde inferior del maléolo medial) y V62 (en la depresión por debajo del borde inferior del maléolo exterior del tobillo).
  • Relajación. Acaba como empezaste con la relajación del punto R1, estimulándolo suavemente durante tres minutos.

Artículo relacionado

Pies

Reflexología podal: cómo ganar salud gracias a los pies

Tratamiento reflexológico del dolor de espalda

  • Aceites esenciales. Mezcla 2 gotas de aceite esencial de gaulteria, 2 gotas de aceite esencial de romero y 10ml de aceite de almendras dulces.
  • Relajación. Mientras realizas respiraciones diafragmáticas, estimula el punto R1.
  • Glándulas suprarrenales. Incide en su zona refleja (11).
  • Zona lumbar. A continuación masajea el borde interior del pie, desde el centro de la planta hacia el talón, incluido este.
  • Digitopuntura. Estimula sucesivamente los puntos R3, V60 (en la depresión situada entre el maléolo externo y el tendón de Aquiles) y V62.
  • Relajación. Acaba como empezaste, con la relajación del punto R1 durante tres minutos.
reflexología mapa

¿Cómo funciona la reflexología?

A través del estímulo de determinadas áreas y puntos reflejos en los pies, podemos favorecer el equilibrio del organismo. ¿Cómo es posible? La medicina china tiene una visión holográfica del organismo, según la cual, en cualquier parte del cuerpo pueden encontrarse accesos al resto del organismo, lo que permite el tratamiento «a distancia» a través de los pies, las manos, la cara o las orejas.

Los pies son una de las partes del cuerpo con mayor densidad de terminaciones nerviosas. A través de la red del sistema nervioso se relacionan puntos y zonas en la superficie de la piel con órganos y sistemas fisiológicos.

La columna vertebral, compuesta por 24 vértebras (7 cervicales, 12 dorsales, 5 lumbares, sacro y cóxis) es fundamental porque contiene y protege la médula espinal, de la cual surge gran parte del sistema nervioso autónomo (simpático y parasimpático), que se relaciona con el endocrino y el inmunitario y responsable del equilibrio fisiológico en todas las funciones corporales.

Por estas razones los tratamientos casi siempre incluyen la zona refleja de la columna vertebral, que discurre a lo largo del dorso lateral interno del pie, desde el talón hasta el primer dedo, junto con el pulpejo de los dedos.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?