Bioacústica médica

Sonidos que curan: descúbrelos

Eva Julián

La vibración sonora del ronroneo está empezando a usarse para consolidar fracturas y tratar la osteoartritis. Es un ejemplo más de las posibilidades curativas del mundo natural.

Durante más de veinte años de investigación en bioacústica he podido constatar que la tierra y los seres que habitan la naturaleza coexisten en una amalgama vibratoria.

Al igual que un gran cerebro, la información viaja en forma de ondas, creando e interactuando, convirtiéndose en la manifestación viva y palpable de que vivimos inmersos en un universo resonante.

Cada vez que transitamos por un espacio natural, se desencadena una emisión personalizada de amalgamas vibratorias audibles (y no audibles) destinadas a equilibrar nuestro estado emocional y físico.

Artículo relacionado

beneficios musica cerebro

5 beneficios de la música para tu cerebro

Las vibraciones animales

Los animales que viven a nuestro alrededor también crean combinaciones vibratorias que nos ayudan.

La asombrosa capacidad de recuperación que se observa en los felinos después de un accidente está relacionada con la vibración sonora que produce su ronroneo.

Este sonido, que oscila en un rango entre 20 y 140 Hz, está estrechamente relacionado con su supervivencia, y es utilizado por todos los felinos para curarse, fortalecerse y procurarse bienestar.

Este rango de frecuencias posee una importante acción anabólica sobre nuestra estructura ósea y muscular. Este es el motivo por el cual se están empezando a utilizar grabaciones reales y bien balanceadas de ronroneos en medicina ortopédica:

  • Para la consolidación de fracturas y el tratamiento de la osteoartritis, tras comprobar que aceleran los procesos de curación, la regeneración y la creación de nuevo tejido.
  • En el alivio del dolor agudo y crónico.
  • En situaciones de pérdida de densidad ósea o en atrofia muscular.
  • En la curación de heridas, ya que mejora la circulación local y la oxigenación, reduce el crecimiento bacteriano, inhibe la inflamación y mejora la cicatrización de huesos y músculos.

Artículo relacionado

Musicoterapia

Musicoterapia: la vibración puede sanarnos integralmente

¿Cómo utilizar el sonido del ronroneo de un gato de forma adecuada?

No es cuestión de ponerse unos cascos en los oídos y escucharlo a todo volumen; todo lo contrario, se trata de crear un campo vibratorio alrededor del paciente, y eso se consigue con una proyección aérea del sonido, es decir, con un altavoz.

Si el objetivo es tratar un trastorno del aparato locomotor, lo adecuado es aplicar unos auriculares de calidad, capaces de reproducir infrasonidos, sobre la zona afectada.

Nuestro cuerpo, nuestro sistema óseo y nuestra piel tienen una gran capacidad de escucha; nuestros órganos también experimentan emociones que responden al ser tratadas por resonancia con el sonido adecuado.

Las emociones que experimenta un gato se manifiestan a través de su ronroneo como un pulso de armónicos que incidirá en el mundo emocional del paciente. Por este motivo, conocer su origen y el entorno emocional en el que fue emitido nos ayuda a poder aplicar diferentes tipos de ronroneo en distintas patologías o situaciones vitales, teniendo siempre en cuenta que cada persona es única.

Artículo relacionado

musica terapeutica

La música como terapia: arte que cura

A nuestro alrededor fluye una amorosa canción eterna, lo único que necesitamos para ser capaces de escucharla es cambiar nuestras creencias de lo que es posible y lo que no.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?