Belleza natural

6 remedios naturales para eliminar los puntos negros (espinillas) de la piel

Los puntos negros son antiestéticos y difíciles de eliminar, incluso con productos cosméticos caros. Afortunadamente, el hogar está lleno de remedios naturales que pueden eliminarlos de manera suave.

claudicabncm
Claudina Navarro Walter

Fisioterapeuta y periodista

Pablo Saz
Dr. Pablo Saz

Médico naturista. Investigador en la Universidad de Zaragoza

Los puntos negros son son "tapones" causados ​​por una acumulación de exceso de grasa y sebo en las glándulas de la piel. Pero sobre todo son una molestia estética y pueden convertirse en un desafío, porque pueden llegar a ser muy persistentes.

A medida que las grasas se oxidan, se oscurecen y dan a los puntos su color negro característico. Aunque los puntos negros se pueden vaciar rápidamente apretándolos, no se pueden eliminar de forma permanente de esta manera.

Entonces, ¿qué se puede hacer para deshacerse de ellos de una vez por todas? Te mostramos seis formas naturales de deshacerse de las espinillas:

1. Bicarbonato

El bicarbonato que todo el mundo tiene en casa es al menos tan efectivo para las espinillas como algunos productos de marca caros de la farmacia.

Haz una pasta con el bicarbonato; para ello mezcla una cucharadita de bicarbonato con dos cucharaditas de agua destilada. Aplica la pasta en el área afectada de la piel, masajea a fondo y enjuaga con agua.

Este proceso no solo elimina las células muertas o dañadas de la piel, sino que también afloja la suciedad y el exceso de grasa que causan los puntos negros.

2. Zumo de limón

El jugo de limón se usa tradicionalmente para una serie de problemas de la piel, como el acné, las cicatrices del acné y los puntos negros. Hay dos formas efectivas de usar el zumo de limón para eliminar las espinillas:

  • Mezcla cuatro gotas de zumo de limón con una cucharada de azúcar (para el efecto peeling) y masajea las áreas afectadas. Esto ayudará a eliminar los puntos negros y también mejorará la apariencia general de su piel.
  • Mezcla el limón con yogur natural ecológico, miel y sal y aplícalo en las zonas afectada a modo de mascarilla, que debe permanecer en la piel durante 30 minutos. Luego se retira con cuidado. Con este método se eliminan gradualmente y se previene la reaparición. Además la piel recibe hidratación y nutrientes al mismo tiempo. No dejes el limón en la piel durante más de 30 minutos.

Artículo relacionado

3. Agua salada

Aunque el agua salada te hace pensar en las irrigaciones nasales de cuando estás resfriado, o en las gárgaras cuando tienes dolor de garganta, funciona contra los puntos negros y los granos de acné.

El agua salada elimina los puntos negros al proteger la piel del exceso de grasa. Si se utiliza diariamente agua salada, podrás observar cómo disminuye el número de puntos negros si llevas a cabo esta medida de forma permanente y constante.

4. Pasta de dientes

Incluso tu pasta de dientes puede ayudarte en la lucha contra los puntos negros y eliminarlos. Para ello frota la pasta de dientes en el área afectada con un cepillo de dientes (diferente al que uses para cepillarte los dientes).

Este método es eficaz porque la pasta seca el exceso de grasa que pueda haber en la piel, lo que ayuda enormemente a prevenir futuros brotes de cualquier tipo. Además, al frotar las zonas afectadas se produce un efecto similar a la exfoliación.

Esta es una excelente manera de eliminar los puntos negros existentes mientras dejas la piel suave y flexible. Eso sí, procura no excederte con el tiempo que dejas la pasta de dientes en la piel.

5. Miel

La miel no solo hidrata y reafirma la piel, sino que también elimina eficazmente los puntos negros cuando se usa como mascarilla.

Para hacer una mascarilla, la miel se mezcla con canela en polvo para formar una pasta. Esta pasta se aplica sobre la piel y se deja actuar durante unas horas, luego se retira con agua tibia. Tu piel estará más limpia y saludable.

Artículo relacionado

6. Huevo crudo

Si es necesario, incluso un huevo crudo puede ayudar a eliminar los puntos negros. Para emplear este método bate una o dos claras de huevo con una cucharadita de miel y aplica la mezcla en las áreas afectadas. Deja actuar la mezcla de huevo durante 30 minutos.

El huevo crudo proporciona a la piel valiosos nutrientes y, de hecho, es un remedio casero eficaz para muchos problemas dérmicos.

Recuerda que tu piel solo puede estar sana si está bien nutrida desde dentro. Por lo tanto, asegúrate de seguir una dieta equilibrada, elaborada con ingredientes frescos y rica en nutrientes.

Ten en cuenta que la mala salud intestinal puede manifestarse en las imperfecciones de la piel. Piensa en hacer una limpieza profunda de los intestinos,especialmente si las medidas externas no ayudan después de algunas semanas.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?