Fitoterapia

8 plantas para el cuidado de la piel y cómo usarlas

Las hay hidratantes, regeneradoras, antisépticas, calmantes... Te ayudan a proteger la piel de las agresiones externas y tratar afecciones comunes.

Annalisa Porru
Annalisa Porru

Comunicadora y experta en fitoterapia

La piel es nuestro órgano más extenso y expuesto. Por sus características y funciones es el que tiene mayor incidencia de afecciones. Su papel más evidente es de protección y contacto, lo que la expone a agresiones de diferentes agentes externos. Pequeñas heridas, hematomas, quemaduras leves, micosis, eritemas solares, picaduras de insectos son algunos de los problemas cutáneos más comunes.

Pero la piel cumple otras funciones, como regulación de la temperatura corporal, eliminación de toxinas, control de sensibilidad y regeneración. No hay que olvidar tampoco la importancia estética de una piel sana y cuidada y, por el contrario, el impacto emocional de algunas enfermedades dermatológicas, como acné, psoriasis, hiperpigmentación, dermatitis, puntos negros o espinillas.

Muchos de estos problemas se pueden aliviar o tratar con ayuda de las plantas, con terapias alternativas como la fitoterapia y la aromaterapia.

Fitoterapia para tratar afecciones cutáneas

  • La piel presenta diferencias notables de una zona a otra. Cada afección y área cutánea se deben tratar con productos específicos. Así, plantas como la caléndula, el tomillo o la manzanilla son ideales para la mucosa bucal. Para la inflamación y quemaduras leves, en cambio, son más indicadas la lavanda y el aloe.
  • Aunque usemos remedios vegetales, pondremos especial atención en la piel más sensible, incluida la de niños y bebés.
  • La mujer embarazada debe consultar con su médico antes de aplicarse o ingerir extractos y aceites vegetales.
  • La piel es un tejido muy irrigado a través del cual los principios activos acceden directamente al torrente sanguíneo. Lo que por un lado facilita la acción de los compuestos químicos, por el otro aumenta el riesgo de reacciones en caso de hipersensibilidad a la planta.
  • Consulta siempre con un especialista antes de utilizar cualquier tipo de planta.

8 plantas que ayudan a tener una piel sana

Las plantas amigas de la piel son numerosas y la mayoría de fórmulas dermatológicas y cosméticas aprovechan los valiosos principios activos de los vegetales.

Hay productos fitoterápicos que podemos tomar asimismo por vía oral para aliviar otros problemas –como alergias, desequilibrios hormonales, trastornos digestivos, infecciones virales o enfermedades psicosomáticas– que a menudo dan lugar a manifestaciones cutáneas.

Aquí te presentamos las 8 plantas más efectivas para tratar diferentes problemáticas relacionadas con la piel.

1 /8
manzanilla-s. Manzanilla (Matricaria recutita L.)

1 / 8

Manzanilla

Para el picor y el enrojecimiento

  • Propiedades: La manzanilla (Matricaria recutita L.) es un antiinflamatorio local, fungicida y ejerce una notable acción antiséptica.
  • Cuándo conviene: Para aliviar alteraciones leves de piel y mucosas como eritemas solares, espinillas y heridas superficiales. El aceite esencial en uso tópico tiene un efecto analgésico local.
  • Dónde se encuentra: En tierras de cultivo, caminos rurales, huertos y jardines en toda Europa.
  • Partes que usamos: Las flores y tallos tiernos, ricos en camazuleno, que confiere un característico tono azul al aceite esencial.
  • Cómo se aplica sobre la piel: En infusión de 5 g de planta seca por litro de agua (en niños calcular dosis según peso y edad) o en extracto, compresas, enjuagues y baños. Evitar si hay hipersensibilidad a la familia de esta planta.
Foto: Shutterstock
aloe-vera-s. Aloe vera (Aloe vera L)

2 / 8

Aloe vera

Gran poder calmante y refrescante

  • Propiedades: La mezcla de polisacáridos presentes en el gel del Aloe Vera (Aloe vera L.) es emoliente e hidratante y estimula la producción de colágeno.
  • Cuándo conviene: Para regenerar la piel dañada por heridas, úlceras, psoriasis, acné y otras irritaciones e inflamaciones. Tiene un efecto notable en el tratamiento de quemaduras leves, incluso más eficaz que los tratamientos convencionales.
  • Dónde se encuentra: En acantilados costeros y pedregales.
  • Partes que usamos: La pulpa fresca o gel de las hojas.
  • Cómo se usa: Puedes extraer el gel de las hojas o adquirirlo en herbolarios y farmacias para aplicar sobre la piel. Evitar en caso de hipersensibilidad a las liliáceas y tras tratamientos dermatológicos como dermoabrasión.
Foto: Shutterstock
lavanda-d. Lavanda (Lavandula angustifolia Miller)

3 / 8

Lavanda

Un gran calmante y ayuda antiestrés

  • Propiedades: En afecciones de piel la lavanda (Lavandula angustifolia Miller) se usa como tónico, bactericida, fungicida y antiinflamatorio.
  • Cuándo conviene: La esencia alivia la rojez y el dolor en eritemas solares, quemaduras leves y picaduras de insectos, y la irritación tras el afeitado. Al ser relajante, ayuda en problemas de piel crónicos asociados al estrés.
  • Dónde se encuentra: En terrenos áridos y pedregosos.
  • Partes que usamos: La flor. De ella se obtiene el aceite esencial.
  • Cómo se aplica sobre la piel: En lavados y compresas, la infusión (5 g por litro de agua) o el aceite esencial diluido. En aromaterapia es una de las pocas esencias que se aplica pura sobre la piel en caso de quemaduras y picaduras, o diluida, junto a otras esencias, para otros problemas de piel.
Foto: Depositphotos
arnica d. Árnica (Urtica dioica L.)

4 / 8

Árnica

Poder antiinflamatorio y analgésico

  • Propiedades: La árnica (Urtica dioica L.) es antiinflamatoria, antioxidante y depurativa. Hojas y sumidades floridas destacan por su acción diurética.
  • Cuándo conviene: Para atenuar los síntomas de la seborrea y el acné facilitando la eliminación de sustancias ácidas y toxinas.
  • Dónde se encuentra: En campos baldíos, áreas urbanas y otros lugares de suelo húmedo y rico en materia orgánica.
  • Partes que usamos: Hojas, flores, frutos y raíces, con compuestos químicos diferentes.
  • Cómo se usa: Se toma en infusión (mayores de 12 años) de las hojas secas y sumidades floridas; también el jugo fresco o bien tinturas, extractos secos y fluidos. No alargar el tratamiento más de dos semanas y evitar en caso de insuficiencia renal o cardiaca.
Foto: Depositphotos
calendula-d. Caléndula (Calendula officinalis L.)

5 / 8

Caléndula

Para regenerar y sanar la piel

  • Propiedades: La caléndula (Calendula officinalis L.) contiene flavonoides, carotenoides y cumarinas antioxidantes. Además es rica en aceites esenciales y otras sustancias antiinflamatorias, cicatrizantes y antibacterianas.
  • Cuándo conviene: Para aliviar la inflamación cutánea, regenerar la piel en quemaduras, heridas, úlceras y ampollas, o tratar infecciones de la mucosa bucal.
  • Dónde se encuentra: En herbazales y barbechos.
  • Partes que usamos: Flores completamente abiertas de variedades silvestres o de cultivo.
  • Cómo se usa: La infusión (2 g de flores secas por 150 ml de agua) para enjuagues, gárgaras y compresas, o en pomadas, tinturas, aceites y otros preparados listos para usar. Evitar si hay hipersensibilidad a las asteráceas.
Foto: Depositphotos
rosa-mosqueta-s. Rosa Mosqueta (Rosa rubiginosa L.)

6 / 8

Rosa Mosqueta

Para cicatrices y arrugas

  • Propiedades: El fruto de la rosa mosqueta (Rosa rubiginosa L.) contiene ácido ascórbico, un antioxidante. Se suma la acción cicatrizante y lenitiva de sus ácidos grasos. Acelera la regeneración celular atenuando manchas y otros signos de envejecimiento cutáneo. También es tónica y astringente.
  • Cuándo conviene: Para tratar heridas posquirúrgicas, mejorar el aspecto de marcas de acné y alteraciones debidas a quemaduras, estrías del embarazo, heridas, comedones e inflamación.
  • Dónde se encuentra: Nativa de Europa, crece silvestre en zonas templadas de Asia y los Andes.
  • Partes que usamos: El fruto y el aceite de las semillas.
  • Cómo se usa: Limpiar la piel y aplicar el aceite puro con ligeros masajes circulares. Evitar en pieles oleosas y en acné infectado.
Foto: Shutterstock
tomillo-d. Tomillo (Thymus vulgaris L.)

7 / 8

Tomillo

Eficaz desinfectante para tus heridas

  • Propiedades: El tomillo (Thymus vulgaris L.) es antiséptico, antiinflamatorio, antioxidante y tónico. El timol de su aceite esencial es bactericida y fungicida.
  • Cuándo conviene: Para limpiar la piel y desinfectar heridas, y atenuar infecciones por hongos y bacterias en piel y mucosas.
  • Dónde se encuentra: En garrigas costeras y laderas áridas cerca del mar y hasta los 800 m.
  • Partes que usamos: Las sumidades floridas y las hojas, ricas en flavonoides y aceite esencial.
  • Cómo se usa: En infusión para lavar heridas (evitar en casos graves con fiebre o infecciones extensas). La planta seca y los extractos simples se pueden adquirir en cualquier herbolario. También hay una gran variedad de productos a base de tomillo para el cuidado de la piel.
Foto: Depositphotos
ortiga-mayor-s. Ortiga Mayor (Urtica dioica L.)

8 / 8

Ortiga mayor (Urtica dioica L.)

Para depurarse y aliviar el acné

  • Propiedades: La ortiga mayor (Urtica dioica L.) es antiinflamatoria, antioxidante y depurativa. Hojas y sumidades floridas destacan por su acción diurética.
  • Cuándo conviene: Para atenuar los síntomas de la seborrea y el acné facilitando la eliminación de sustancias ácidas y toxinas.
  • Dónde se encuentra: En campos baldíos, áreas urbanas y otros lugares de suelo húmedo y rico en materia orgánica.
  • Partes que usamos: Hojas, flores, frutos y raíces, con compuestos químicos diferentes.
  • Cómo se usa: Se toma en infusión (mayores de 12 años) de las hojas secas y sumidades floridas; también el jugo fresco o bien tinturas, extractos secos y fluidos. No alargar el tratamiento más de dos semanas y evitar en caso de insuficiencia renal o cardiaca.
Foto: Shutterstock

Tisana para mejorar el acné

Para el acné a partir de 12 años de edad:

Plantas que necesitas: Ortiga, diente de león (hojas), flor de hibisco, frutos de hinojo. 20 g por planta.
Cómo se prepara: Separa una cucharada de la mezcla y añade 150 ml de agua hirviendo, tapa y deja en infusión 10 minutos, Filtra antes de servir.
Dosis: 3 tazas al día fuera de las comidas, por un máximo de dos semanas seguidas.

Gel para aliviar las picaduras

Calma el dolor y el picor y desinflama.

Plantas que necesitas: Gel de aloe puro y aceites esenciales de lavanda, manzanilla y geranio rosa de Egipto. 10 ml de aloe y 2 gotas de cada AE.
Cómo se prepara: Mezcla todo en un tarro o roll-on de vidrio.
Dosis: Aplica sobre las picaduras cada 3 minutos hasta sentir alivio. Debe evitarse en el embarazo y en menores de 6 años.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?