Fáciles y nutritivos

15 snacks saludables para niños pequeños

Los niños de 1 a 3 años necesitan comer con frecuencia. Estos tentempiés son fáciles y rápidos de hacer, nutritivos e ideales para ellos.

Marketa Kadlecova
Marketa Kadlecova

Food Coach y nutricionista certificada

En general, los niños pequeños tienen el estómago como ellos, muy pequeño, y les conviene comer cada 2-3 horas para mantener la energía. Pero muchos padres tienen dudas a la hora de preparar snacks y meriendas saludables para niños. ¿Se lo ofrezco o no? ¿Y qué le ofrezco?

La respuesta es que depende a niño, nuestro estilo de vida, la forma de alimentarse…

Los niños pequeños no siempre tienen hambre a la hora de comer, con lo que hacer snacks saludables y nutritivos es todavía más importante. También puede pasar que, en el momento en que tienen hambre, estemos todavía en la calle o en el coche llegando a casa, y tengamos que improvisar algo rápido para calmarlos. Al mismo tiempo hay niños que comen mucho mejor fuera, o tal vez es que nosotros como padres estamos más tranquilos cuando estamos fuera porque no estamos intentando atender a mil cosas a la vez.

Por eso ofrecer a los niños pequeños tentempiés o snacks sanos puede ser una opción para mantener su energía y prevenir las temidas rabietas, así como una magnífica oportunidad para ofrecerles alimentos saludables. Lo único es que tenemos que encontrar el equilibrio, para que los snacks no se conviertan en los platos principales.

Artículo relacionado

meriendas-saludables-niños-rollitos-queso-espinacas

5 meriendas saludables para niños que no rechazarán

Snacks saludables para niños de 1 a 3 años

Los snacks para niños de 1-3 años no tienen por qué ser complicados. Al revés, los mejores son los snacks simples y saludables. En lugar de un par de galletas o un yogur especialmente diseñados para niños, les podemos ofrecer alimentos de verdad, naturales y sin procesar, que no solo les quitan el hambre sino que también realmente les nutren.

Para preparar snacks rápidos conviene tener la nevera, la despensa y el congelador bien preparados con:

  • fruta
  • verdura
  • proteínas de buena calidad
  • hidratos de carbono

Pero además podemos ser creativos y usar sobras: cualquier alimento que nos sobre, como por ejemplo restos de porridge de desayuno, una hamburguesa o albóndiga vegetal o un par trocitos de pasta cocida o verduras al horno, nos lo podemos llevar para picar entre horas.

A la hora de elegir los snacks, conviene tener en mente el resto de las comidas del día, para tener una dieta equilibrada que contenga todos los macronutrientes –proteína, hidratos de carbono y grasas buenas–, además de fruta y verdura. Por ejemplo, si un niño ha desayunado una tostada y fruta, ha comido pasta y tenemos puré de verdura para cenar, conviene merendar algún alimento rico en proteína.

Como a los niños pequeños les gusta comer con las manos, la mejor manera es llevar los snacks cortados en trocitos pequeños en tuppers junto con una buena cantidad de papel o un trapo de cocina húmedo para limpiarles las manos, así como alguna ropa de repuesto por si acaso.

Aquí tenéis 15 ideas de snacks equilibrados para los más pequeños de la casa:

1 / 15
snacks-ninos-pequenos-bolitas-datiles. Energy balls o bolitas de dátiles y frutos secos

1 / 15

Energy balls o bolitas de dátiles y frutos secos

Un snack fácil y lleno de energía. Muchos pediatras no recomiendan ofrecer frutos secos antes de los 3 años para evitar que se atraganten y se ahoguen, pero en forma de mantequilla o harina de frutos secos los podemos ofrecer mucho antes.

Para hacer estas bolitas, tritura un puñado de dátiles deshuesados con un puñado de almendras, nueces o anacardos y forma bolitas. Puedes añadir un poco de canela.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-hummus-pan-integral. Hummus con pan integral

2 / 15

Pan de molde integral con hummus

Lo más práctico es ofrecérselo en forma de bocadillo y, para hacerlo más completo, conviene añadir verduras. A los niños muy pequeños, que les cuesta masticar verdura cruda, podemos añadir la verdura dentro del bocadillo.

Para hacerlo, ralla fino un trocito de zanahoria. Mezcla la zanahoria con 1 cucharada de hummus. Unta una rebanada de pan de molde integral de espelta blando con el hummus, pon por encima otra rebanada y corta en tiras o trocitos para que sea más fácil para el niño comérselo.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-fruta-cortada. Fruta cortada

3 / 15

Fruta cortada

La fruta es una de las mejores opciones de snacks para los niños. Aparte de llevar los típicos botes de fruta triturada, podemos introducir desde principio fruta en trocitos. Aquí es la más adecuada:

  • Manzana cortada en tiras o, más adelante, en rodajas muy muy finas
  • Bananas cortado en segmentos
  • Fresas cortadas o enteras
  • Arándanos, al principio cortados por la mitad
  • Mandarinas, en gajos o cortadas por la mitad
  • Uvas cortadas por la mitad
  • Mango cortado en tiras
  • Tiras de pera
  • Fruta desecada como pasas, mango, albaricoques o ciruelas, picada en trocitos muy pequeños
Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-judias-verdes-dente. Vainas al dente

4 / 15

Verduras al vapor o asadas

​Por raro que suene, las verduras son una opción perfecta para snacks.

Además, muchas veces, los niños se comen mejor las verduras en la calle o en el parque a la hora a la que realmente tienen hambre que cuando llegan a casa, ya cansados. Para hacerles las vainas, cocina las vainas redondas al vapor y ofréceselas para picar.

Otra verdura que podemos llevar es calabacín, calabaza o boniato cortados en trozos y cocinados al horno.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-yogur-mango. Yogur con mango

5 / 15

Yogur con mango

El mango maduro es perfecto para endulzar yogur natural, ya que su textura recuerda a mermelada.

Trocea 1/4 de mango bien maduro y ponlo en un bote. Rellena con un par de cucharadas de yogur. Añade una cucharada de cereales de desayuno sin azúcar (como copos de maíz, trigo sarraceno o espelta), para que se ablanden.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-guacamole-palitos. Guacamole con palitos integrales

6 / 15

Guacamole con palitos integrales

Los aguacates son uno de los alimentos más nutritivos para los niños. Para merendar podemos llevar medio aguacate cortado en dados para picar o preparar este guacamole simple.

Para hacerlo, simplemente quita la pulpa de medio aguacate bien madura con ayuda de una cuchara. En un bol pequeño tritura el aguacate con una pizca de sal, una pizca de ajo en polvo y una cucharadita de zumo de limón. Llévalo en un táper pequeño acompañado por un par de palitos integrales para mojar y una cucharadita.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-gachas-nocturnas. Gachas de avena "nocturnas"

7 / 15

Porridge de avena u overnight oats

La avena no solo sirve para desayunar. Prepara un bote con 1 cucharada de copos de avena, fruta desecada como pasas, arándanos o albaricoques picados muy fino, 1 cucharadita de crema de cacahuete o almendra.

Añade bebida vegetal para cubrir el contenido, mezcla bien y deja por la noche en la nevera. Y así tienes una merienda saludable preparada para la próxima aventura del día siguiente.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-tortas-arroz-crema-frutos-secos. Tortitas de arroz con cremas de frutos secos

8 / 15

Tortitas de arroz con crema de semillas

Las tortitas de cereales son muy populares entre los niños, y también entre los padres porque son fáciles de transportar. Para hacer una merienda saludable y completa, unta una tortita con un poco de tahini o mantequilla de almendra y pon por encima otra en modo de bocadillo.

Puedes añadir un poco de algarroba y sirope de arce para hacer un tipo de crema de chocolate.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-batidos-fruta-verdura. Batidos

9 / 15

Batidos

Son una manera genial de añadir más fruta y verdura a la dieta a los niños. Los batidos los podemos introducir desde el principio, a la vez que vamos introduciendo sólidos, usando los alimentos que los niños ya toman. Lo ideal es conseguir una textura muy cremosa y líquida para que sea fácil tomarlo.

Para hacer un batido utiliza:

  • Un trozo de fruta congelada como medio plátano o mango.
  • Otro trocito de fruta fresca como manzana, pera, melocotón o fresas.
  • Un trocito de verdura cocinada al vapor como coliflor, calabacín o calabaza.
  • A partir de los 12 meses, también un par de hojas verdes como espinacas o kale. Si los niños rechazan la verdura verde cruda, prueba a añadirla congelada, ya que tiene el sabor más suave.
  • Un vaso de bebida vegetal o agua o una mezcla de bebida vegetal y yogur.
  • Para una merienda aún más competa, puedes añadir algún ingrediente rico en proteína como mantequilla de almendras o anacardos, una cucharadita de semillas de cañamo, chía o lino o copos de avena.

Tritúralo todo muy bien, ¡y listo! Llévalo en una botella o termo pequeño o en un pouch rellenable. Si quieres ideas más concretas, puedes ver estas 5 recetas de batidos para niños con mucha fruta y verdura.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-galletas-avena-platano. Galletas de avena y plátano

10 / 15

Galletas de avena y plátano

Los niños pueden ver a otros niños merendar galletas y nos pueden pedir lo mismo. En este caso, podemos preparar estas galletas fáciles de plátano y avena. Para hacerlas:

  • Tritura 2 plátanos medianos bien maduros.
  • Tritura 90 g de copos de avena hasta conseguir harina.
  • En un bol mezcla el puré de plátano, la harina de avena, otros 90 g de copos de avena finos enteros, una pizca de sal y canela.
  • Con ayuda de una cucharada forma galletas, coloca sobre una bandeja de horno untada con un poco de aceite o forrada con un papel vegetal y hornea 14-15 minutos.

Puedes añadir otros ingredientes como frutos secos molidos o pasas picadas.

Foto: Stockfood
receta-desayuno-saludable-ninos-muffin-verduras

11 / 15

Magdalenas saludables

Prepara en casa magdalenas saludables con ingredientes como copos de avena, alubias, harina de almendras o incluso verdura y endulza con plátanos, compota de manzana o dátiles.

Lleva la magdalena entera o cortada en trocitos y acompañada por bebida vegetal en un bote pequeño y un poco de fruta. Lo ideal es que la leche sea leche vegetal casera.

Stockfood
snacks-ninos-pequenos-garbanzos-asados. Garbanzos al horno

12 / 15

Garbanzos cocidos o al horno

Los garbanzos son un alimento que suele encantar a los más pequeños. Para merendar podemos llevar los garbanzos cocidos sin más o los podemos hacer en el horno.

Para hacerlo, seca bien los garbanzos. Sazona con un poquito de sal y pimentón y hornea a 200 grados unos 12 minutos. Los garbanzos no deberían quedar muy crujientes, deberían quedar blandos para que los niños se los coman más fácilmente.

Acompáñalos con unos dados de pepino pelado y cortado.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-dados-queso. Dados de queso

13 / 15

Trocitos de queso

Corta un queso o queso vegetal de buena calidad en tiras o dados y pon en un táper.

Puedes acompañar por un poco de guisantes congelados y cocinados un par de minutos.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-crema-cacahuete-pan-pitta. Pan de pita con crema de cacahuete y plátano

14 / 15

Pan de pita con crema y plátano

El bocadillo veggie más fácil. Corta una pita por la mitad, unta con mantequilla de almendra o de cacahuete y un par de rodajas de plátano. Llévalo entero o cortado en trozos.

Foto: Stockfood
snacks-ninos-pequenos-tofu. Dados de tofu salteados

15 / 15

Dados de tofu salteados

El tofu podemos introducir a los bebés a partir de los 9 meses. Es una merienda perfecta, si necesitamos introducir más proteína.

Para merendar podemos preparar estos dados de tofu al horno. Para hacerlo:

  • Seca bien 250 g de tofu firme.
  • Precalienta el horno a 200 grados.
  • En un bol mezcla 1 cucharada de aceite de oliva, un poco de ajo en polvo, levadura nutricional y sal (si los niños se la comen).
  • Mezcla bien con el tofu, espolvorea con 1 cucharada de maicena y mezcla otra vez.
  • Coloca sobre una bandeja para el horno forrada con un papel vegetal y hornea unos 25-30 minutos.

Lleva a merendar con un par de tomates cherry cortados por la mitad.

Foto: Stockfood

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?