Fitoterapia esencial

7 plantas magníficas para tu botiquín natural

Jordi Cebrián

De tus paseos por el campo puedes obtener plantas medicinales que, una vez secas, te ayudarán a tratar problemas como las digestiones pesadas o el estrés.

Conforme se acerca la primavera, apetece más que nunca salir al monte, al campo o a la costa para oxigenarse y disfrutar de la naturaleza.

Los paisajes de alturas medias y bajas se encuentran ahora en plena floración, y las plantas no solo ofrecen su aspecto más atrayente, también atesoran el mayor poder de producción de esencias, pigmentos, mucílagos y fragancias.

Es, por tanto, el momento óptimo para proveerse de un botiquín esencial de plantas, con el que sea posible afrontar las dolencias más comunes que se presentan a lo largo del año y que acaban afectando a un miembro u otro de la familia.

Afecciones respiratorias, problemas digestivos, exceso de estrés, migrañas, heridas, quemaduras y otras muchas dolencias corrientes pueden ser tratadas con remedios sencillos a base de plantas medicinales, que pueden constituir un botiquín casero o de viaje poco convencional.

Si en lugar de adquirir las plantas medicinales en herboristerías se opta por recogerlas uno mismo, es importante no cosechar más que lo que se vaya a utilizar y presenevitar arrancar las que puedan ser escasas o estar amenazadas.

Una vez en casa, es importante secar y almacenar correctamente las plantas, a fin de que no se malogren antes de tiempo. Para preparar infusiones, decocciones y maceraciones se debe conservar la planta seca y troceada en un tarro hermético, sin olvidar que al año las partes blandas habrán perdido parte de su valor medicinal.

También, con algo de práctica, se pueden preparar extractos, tinturas o jarabes en casa y guardarlos como remedios en el botiquín, que servirá como kit de urgencia para viajes o excursiones largas.

Entre las numerosas posibilidades, se proponen aquí siete plantas que no deberían faltar en ningún botiquín natural. 

1 / 7
Pasiflora

1 / 7

Pasiflora para el sueño

De la pasiflora se utilizan las sumidades floridas, que pueden encontrarse en los herbolarios.

Propiedades

  • Sedante
  • Relajante muscular
  • Ansiolítica
  • Antiespasmódica

Indicaciones

La pasiflora es un tranquilizante seguro y sin efectos secundarios, muy útil en caso de insomnio, palpitaciones y taquicardias, estados de inquietud y ansiedad leve, vértigos, migraña y para aliviar los espasmos gastrointestinales.

Actúa, además, como un buen relajante muscular, apto en caso de agujetas, tensión muscular por nervios o malas posturas, contracturas, neuralgias, etc.

Cómo prepararlo

La planta seca en infusión, una cucharada sopera por taza. Lo mejor es asociarla a plantas como verbena y flores de azahar.

Lo más cómodo es adquirirla en los herbolarios en forma de cápsulas o comprimidos o bien en frascos de extracto líquido.

Cuándo tomarla

En infusión, dos vasos al día, el último por la noche una hora antes de acostarse.

Las dosis en pastillas las debe fijar un especialista.

Fotografía: Gtres/Stockfood
Saúco

2 / 7

Saúco contra la fiebre

El saúco se ha plantado en las proximidades de las masías y caseríos, y se halla también en bosques de ribera y setos húmedos hasta los 1.600 metros de altitud.

Florece de febrero a mayo. Se emplean las flores, las hojas y la corteza.

Propiedades

  • Febrífugo
  • Diurético
  • Antiinflamatorio
  • Demulcente
  • Antirreumático
  • Hemostático
  • Cicatrizante.

Indicaciones

El saúco ayuda a bajar la fiebre en procesos gripales e infecciones digestivas.

Es un diurético excelente, indicado en infecciones urinarias y la dificultad para orinar.

Alivia el dolor reumático y puede mejorar varices y hemorroides.

En colirio se usa para los ojos inflamados y la conjuntivitis.

Cómo prepararlo

  • En tisana, una cucharada por taza
  • La infusión de flores o la decocción de corteza para baños de piernas y pies, 80 g por litro de agua
  • La infusión isotonizada –con un 0,9% de cloruro sódico– para aplicar en colirio.

Cuándo tomarlo

Hasta 3 vasos al día en el caso de afecciones respiratorias.

Si se realizan baños o se emplea en colirios, una aplicación al día.

Artículo relacionado

Fiebre sin fármacos

Cómo tratar la fiebre sin medicamentos

Fotografía: Gtres/Stockfood
Manzanilla

3 / 7

Manzanilla para la vista y la digestión

La manzanilla crece en márgenes de caminos y sembrados, en mieses abandonadas, desde el nivel del mar hasta los 1.500 metros de altitud. 

Con fines medicinales se cosechan las sumidades floridas. Florece entre mayo y septiembre.

Propiedades

  • Antiinflamatoria
  • Antiespasmódica
  • Digestiva
  • Antidiarreica
  • Carminativa
  • Colerética
  • Sedante
  • Emenagoga
  • Oftálmica

Indicaciones:

La manzaniilla es un conocido remedio digestivo que alivia infecciones gástricas, diarreas ocasionales, náuseas, vómitos, espasmos gastrointestinales, gases, hipo y el mal sabor de boca.

Se indica también como tranquilizante y puede administrarse a niños.

Como remedio ginecológico, se recomienda para calmar los dolores del síndrome premenstrual y la menstruación.

Y en uso tópico, para desinflamar los párpados, para la vista cansada, para las llagas, aftas y úlceras bucales, y para aliviar el dolor en caídas y contusiones.

Tener a mano manzanilla puede ser útil para aliviar una digestión pesada y relajarse antes de dormir. 

Cómo prepararla

  • En infusión para uso interno –una cucharada por taza– y externo. La infusión depurada se utiliza como colirio con ayuda de un lavaojos o empapando un trozo de gasa o de algodón.
  • La maceración, en alcohol o en aceite de oliva, para preparar tinturas o lociones (oleatos) aplicados en masajes sobre la zona afectada.

Cuándo tomarla

Una taza antes o después de cada comida, según el problema.

Fotografía: Gtres/Living4media
Cola de caballo

4 / 7

Cola de caballo: el gran diurético

La cola de caballo es una conocida planta diurética y útil en problemas cutáneos. Crece en zanjas, juncales, márgenes de acequias y canales, orlas forestales húmedas, entre el nivel del mar y los 1.600 metros de altitud.

Propiedades

  • Diurética
  • Remineralizante
  • Depurativa
  • Antianémica
  • Antihemorrágica
  • Cicatrizante

Indicaciones

Su riqueza en silicio y potasio proporcionan a la cola de caballo propiedades depurativas y remineralizantes adecuadas para situaciones de debilidad, astenia o fatiga, si bien su uso principal es como diurético, para mejorar diversos problemas de piel, la retención de líquidos, los excesos de urea y ácido úrico, la hipertensión y las infecciones urinarias.

El silicio es un gran regenerador del tejido conjuntivo, lo que también convierte a esta planta en una buena aliada de los tendones y las articulaciones en caso de lesión o fractura.

En uso externo se aplica sobre hemorragias dérmicas y bucales, en conjuntivitis y en dermatitis, heridas, llagas y picaduras de insectos.

Cómo prepararla

  • En decocción, 20 g de planta seca o 30 g de planta fresca por litro de agua, mejor combinada con otras plantas.
  • Se puede adquirir en tintura, extracto líquido y en cápsulas.

Cuándo tomarla

Tres tazas al día para uso interno, si bien se trata de un diurético poderoso y su uso prolongado no se recomienda.

La decocción aplicada en forma de compresas o lavados en uso externo.

Artículo relacionado

BEBIDA 3

7 bebidas depurativas y alcalinizantes

Fotografía: Gtres/Stockfood
Aloe Vera

5 / 7

Aloe Vera: el mejor remedio para la piel

Para cuidar la piel puede cultivarse fácilmente aloe en casa, en una terraza o un jardín, o bien adquirir en un vivero o herbolario.

Propiedades

  • Tónico digestivo
  • Laxante
  • Depurativo
  • Desintoxicante
  • Antiinflamatorio
  • Antialergénico
  • Emoliente
  • Demulcente
  • Cicatrizante.

Indicaciones:

La pulpa de las hojas, por vía tópica, es útil contra las quemaduras, picaduras de insectos, heridas, urticarias, acné y otros problemas de piel.

El jugo solidificado o acíbar se recomienda como remedio digestivo contra el estreñimiento, las irritaciones de la mucosa gástrica y la gastritis, así como para desintoxicar el organismo tras un problema hepático, alergia o intoxicación alimentaria;

En procesos gripales, asma y accesos alérgicos, se emplea para suavizar las mucosas respiratorias.

Cómo prepararla

El jugo se obtiene practicando una incisión en las hojas para que libere el líquido, que luego se deja condensar.

La pulpa se utiliza extrayendo la capa externa de las hojas y se aplica directamente como un gel.

Cuándo tomarla

El zumo, mejor fresco, uno o dos vasos al día. Tanto en este caso, como si se toma en polvos es preferible consultar con el especialista para fijar las dosis.

En aplicación externa, como un gel, o en crema y pomada si se elabora un cosmético casero.

Fotografía: Gtres/Living4media
Árnica

6 / 7

Árnica frente al dolor y la inflamación

El árnica posee propiedades analgésicas y antiinflamatorias que alivian el dolor. Se aprovechan los capítulos florales y la raíz.

Se encuentra en montañas por encima de 1.600 metros de altitud, en prados húmedos y márgenes de arroyos. Pero como es ya tan escasa, lo más sensato es adquirirla solo en herbolarios. 

Propiedades

  • Antiinflamatoria
  • Antiséptica
  • Antimicrobiana
  • Analgésica
  • Antihistamínica.

Indicaciones

Pra aliviar el dolor de golpes y contusiones, luxaciones y hematomas, picaduras de insectos, dolores musculares y dolor en las articulaciones.

Cómo prepararla

La infusión para aplicarla, solo por vía tópica, en masaje o con una compresa empapada sobre el área dolorida; o la maceración en alcohol con romero y alcanfor, para aplicar en masaje.

También se puede adquirir en forma de pomada o tintura en cualquier herbolario.

Cuándo aplicarla

Según el grado de dolor, una o más veces al día.

 

Fotografía: Gtres/Stockfood
Hipérico

7 / 7

Hipérico para mejorar el sistema nervioso

Es una planta muy común en prados, márgenes de caminos y orlas forestales, entre el nivel del mar y los 1.900 metros de altitud. Florece de abril a septiembre.

Propiedades

  • Antidepresivo suave
  • Sedante
  • Antiséptico
  • Astringente
  • Cicatrizante.

Indicaciones

Como apoyo frente a la depresión incipiente, los accesos de melancolía asociados a la menopausia, tics nerviosos, irritabilidad y desconcentración.

También alivia problemas digestivos como espasmos gastrointestinales, infecciones gástricas, diarreas y síndrome del colon irritable, vinculados a veces a un exceso de nervios.

Por vía externa, se aplica sobre quemaduras solares, escaldaduras, picaduras de insectos, llagas, eccemas, forúnculos y acné juvenil.

Cómo prepararlo

La planta seca en infusión, sola o también combinada con otras plantas como la melisa y el espino blanco, 15 g por litro; la maceración en aceite de oliva, para utilizarla como loción aplicándola mediante masaje o fricción sobre la zona de la piel afectada.

Cuándo tomarlo 

La infusión, una vez al día, o tras cada comida principal si es por problemas digestivos.

Contraindicaciones y precauciones 

Si es para procesos depresivos, debe evitarse si ya se toman fármacos antidepresivos del tipo IMAO. Puede dar problemas de fotosensibilidad y es incompatible con varios tipos de medicación. En caso de estar tomando cualquier fármaco conviene siempre consultar a un especialista.

Fotografía: Gtres/Living4media

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?