Cuerpo y mente en forma

La postura de la columna da pistas sobre la salud del cerebro

La alineación de la columna vertebral puede mostrar pistas sobre el deterioro cognitivo en las personas mayores.

claudicabncm
Claudina Navarro Walter

Fisioterapeuta y periodista

Pablo Saz
Dr. Pablo Saz

Médico naturista. Investigador en la Universidad de Zaragoza

Cuántas veces se habrá insistido en la necesidad de que la columna permanezca erguida y bien alineada. Lo dicen los padres a sus hijos cuando ven cómo comienzan a sentarse de cualquier manera. En la práctica del yoga o la meditación zen, la alineación de la columna es esencial para conseguir resultados. Lo mismo se puede decir de terapias como el Rolfing, la técnica Alexander o el método pilates.

La postura corporal no solo es una cuestión estética y de cuidado del sistema músculo-esquelético, también tiene relación con la actitud con la que vivimos, con nuestro estado de ánimo e, incluso, con nuestra manera de ver el mundo. Estas relaciones son una realidad que nos saltan a la vista, las comprendemos intuitivamente, pero ahora un estudio de la Universidad de Shinshu ha aportado la evidencia científica.

¿Caminas con la cabeza por delante?

En una encuesta masiva a ciudadanos de 50 a 89 años de edad, se investigó si el deterioro cognitivo puede descubrirse midiendo la alineación de la columna mediante radiografías sagitales (tomadas desde un costado).

Los médicos de la Universidad de Shinshu en Japón observaron una asociación entre el desplazamiento del eje vertical sagital (SVA) y una función cognitiva deteriorada en la edad avanzada.

Artículo relacionado

Este desplazamiento se observa en las personas cuya cabeza y cuello están más adelantados que la pelvis, lo que se observa como una inclinación del cuerpo hacia adelante. En estos casos, es más probable que exista un deterioro cognitivo leve.

Según el estudio, en los hombres está asociación de produce independientemente de la edad. Es decir, el deterioro cognitivo puede observarse al margen de la edad. En las mujeres, esta asociación solo se produce cuando el desplazamiento es mayor de 7 cm.

Deterioro cognitivo

El deterioro cognitivo leve se describe como alteraciones en la capacidad de aprendizaje, en la memoria, en la capacidad de razonamiento y en la toma de decisiones.

Los casos extremos de demencia, fragilidad y encamamiento se pueden prevenir mediante la detección del deterioro cognitivo leve en una etapa reversible, según los investigadores. Esta labor de detección la pueden hacer los médicos sin necesidad de recurrir a pruebas costosas.

El primer autor del estudio, Hikaru Nishimura, es un terapeuta ocupacional que investiga los problemas de las personas mayores desde el punto de vista de la rehabilitación. Nishimura explica que el entrenamiento físico en adultos mayores puede retrasar la tasa de deterioro hacia la demencia o prevenirla por completo.

Otro autor del estudio, el doctor Shota Ikegami, de la Universidad Shinshu, explica que la mala postura es una manifestación de fragilidad en los ancianos. El deterioro cognitivo es un componente de la fragilidad y se puede detectar a través de un examen postural.

Artículo relacionado

Cómo mejorar la alineación de la columna

En muchas situaciones de la vida cotidiana se dan oportunidades para mejorar la alineación de la columna.

  • Mientras duermes: si duermes de lado, coloque una almohada plana entre las rodillas para mantener la columna recta y alineada. Dormir de lado o boca arriba es casi siempre preferible a dormir boca abajo. Siempre use una almohada de apoyo debajo de la cabeza para alinear y apoyar correctamente los hombros y el cuello.
  • Al caminar: Es una excelente forma de ejercicio de bajo impacto para quienes padecen problemas de espalda. Para mantener una buena postura, imagina que eres una marioneta con un hilo atado en la coronilla y que te hace permanecer con el cuello estirado (la barbilla se orienta hacia el pecho, no hacia adelante) y los hombros bajos y hacia atrás. Miras hacia adelante, nunca hacia el suelo o hacia el teléfono móvil.
  • Al sentarse: Lo más importante es no permanecer más de 45 minutos sentado y en la misma posición. Mientras estás sentado, los pies deben estar bien apoyados en el suelo o en un reposapiés, la zona lumbar ha de estar apoyada en el respaldo y se debe evitar inclinarse hacia adelante o hacia atrás. Si trabajas con un ordenador, el borde superior de la pantalla debe estar a la altura de tus ojos.

Además puedes practicar la meditación en la posición del loto (con las piernas cruzadas) y, si lo deseas, sentándote sobre un pequeño cojín de meditación (zafu).

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?