Tratamientos naturales

Botiquín alternativo con remedios caseros y naturales

En el hogar y en la naturaleza se pueden encontrar remedios efectivos contra casi todas las dolencias cotidianas. No hace falta que vayas a la farmacia no sea necesario.

claudicabncm
Claudina Navarro Walter

Fisioterapeuta y periodista

Al equipar un botiquín, la mayoría de la gente piensa en los medicamentos de la farmacia para un alivio rápido contra los dolores de cabeza, fiebre, diarrea, heridas leves y picaduras de insectos. Pero, ¿realmente necesitamos siempre productos farmacéuticos sintéticos y caros?

Un botiquín de medicina alternativa con sencillos remedios caseros y remedios naturales no cuesta mucho. Sus componentes también se pueden utilizar de muchas formas. A continuación encontrarás sugerencias para crear tu farmacia de remedios caseros.

Mi botiquín de medicina alternativa

Lo mejor que puedes hacer es diseñar tu botiquín de medicina alternativa para que te sea útil en caso de sufrir un golpe, fiebre, resfriados, migrañas, diarreas o problemas musculares.

En la siguiente lista encontrarás los elementos básicos del botiquín casero natural, pero su composiciónse puede adaptar a las necesidades y preferencias personales y familiares. Por ejemplo, si en el hogar viven niños o personas con enfermedades crónicas pueden necesitar remedios específicos.

  • Agua oxigenada para desinfección de heridas.
  • Tintura de propóleo con propiedades curativas antibacterianas para infecciones de las vías respiratorias.
  • Ungüento de caléndula para curar heridas.
  • Aceite de árbol de té para la inflamación, hongos en la piel y en las uñas.
  • El gel de aloe vera alivia la inflamación, la picazón y las quemaduras leves.
  • Aceite esencial de menta para el dolor de cabeza.
  • Aceite esencial de lavanda para dolores de cabeza e insomnio.
  • Aceite de clavo para el dolor de muelas
  • Infusión de salvia, que desinfecta y alivia el dolor de muelas y de garganta.
  • Infusión de corteza de sauce para la fiebre y el dolor.
  • Spray nasal de sal marina para la congestión nasal.
  • Jarabe de pino para la tos.
  • Arcilla terapéutica contra la diarrea.
  • Psyllium para el estreñimiento.
  • Cojín de huesos de cereza para tensiones, esguinces, moretones y dolor menstrual.
  • Crema con capsaicina para el dolor de espalda, músculos y articulaciones.
  • Infusión de milenrama y artemisa para el dolor menstrual.

Artículo relacionado

Remedios de aromaterapia

7 remedios de aromaterapia para tu botiquín casero

Accesorios:

  • Tiritas en varios tamaños para pequeñas heridas y abrasiones.
  • Gasas esterilizadas para heridas sangrantes y quemaduras.
  • Esparadrapo para fijar gasas.
  • Vendaje grueso con clips para distensiones y esguinces
  • Termómetro de galio (más preciso que los eléctrónicos).
  • Pinzas para quitar astillas o garrapatas.
  • Tijeras de vendaje para tiritas, vendas de gasa, etc.

Desinfección y primeros auxilios para pequeñas heridas

La acción desinfectante y antiinflamatoria del agua oxigenada se puede utilizar tanto para el tratamiento inicial de pequeñas heridas y picaduras de insectos como para desinfectar manos, superficies o tijeras de vendaje. Alternativamente, el alcohol al 70 por ciento también desinfecta heridas y superficies.

Una tintura de propóleo de abejas acelera la coagulación de las heridas y actúa como un antibiótico natural contra las infecciones.

Ayuda con picaduras de insectos, lesiones cutáneas e inflamación

La crema de caléndula es antiinflamatoria y resulta adecuada como remedio para las abrasiones y las afecciones inflamatorias de la piel. También estimula la circulación sanguínea.

Gracias a su efecto desinfectante, el aceite de árbol de té cura la inflamación (por ejemplo, la del lecho ungueal), el pie de atleta y el herpes. El gel de aloe vera también alivia la inflamación y la picazón.

Artículo relacionado

Remedios naturales dolencias niños

Verano y niños, ¡prepara ya este botiquín natural!

Remedios naturales para dolores de cabeza e insomnio

El aceite esencial de menta se recomienda para los dolores de cabeza. Solo tienes que masajearte las sienes con unas gotas.

En cambio, el aceite de lavanda es útil para los dolores de cabeza y para conciliar el sueño. Puedes poner unas gotas en un pañuelo de papel y dejarlo al lado de la almohada o puedes ponerlo en el difusor de aceites esenciales para aromatizar el dormitorio.

Aliviar el dolor de muelas y la gingivitis

El aceite de clavo o el propio clavo que se usa como especia en la cocina ayuda con el dolor de muelas.Hasta que llegue el momento de la cita con el dentista, el ingrediente activo, el eugenol, puede adormecer el dolor, desinfectar y prevenir la inflamación.

Ayuda suave con el dolor y la fiebre

La corteza de sauce blanco (Salix alba) y la reina de los prados (Filipendula ulmaria) contienen salicina, que sirvió como base para el desarrollo del ácido acetilsalicílico (aspirina).

Una infusión hecha con corteza de sauce o con la flor de saúco alivia el dolor, así como la fiebre y la inflamación, sin pastillas.

Lucha contra la tos, secreción nasal y resfriados

La infusión de flor de tilo o el zumo de saúco mejoran los resfriados febriles y se recomiendan para todos los botiquines.

También se debe incluir un aerosol nasal de sal marina y agua, ya que permite que las membranas mucosas se deshinchen y libera las vías respiratorias sin dañar la mucosa nasal.

Un jarabe elaborado con yemas de pino combate la tos y la bronquitis.

Malestar estomacal y la diarrea.

Una o dos cucharaditas de arcilla blanca disueltas en un vaso de agua combaten eficazmente la diarrea. Además tiene un efecto limpiador sobre el intestino. La flatulencia, la acidez y la sensación de saciedad también pueden tratarse con este remedio.

Aliviar la tensión, el dolor muscular y el dolor menstrual

Una almohada de huesos de cereza que puedes calentar en el horno o una bolsa de agua caliente calman el dolor, tanto de la menstruación, como los golpes o las contracturas musculares. Recuerda que siempre debes conocer el origen de un dolor. Si no sabes la causa debes acudir al médico.

Una pomada con capsaicina estimula la circulación sanguínea y las terminaciones nerviosas, lo que inhibe la transmisión del dolor. Se aplica sobre el dolor de espalda, las contracturas musculares y el dolor en las articulaciones. Al aplicarla puedes hacer un masaje suave para aumentar el efecto.

Una infusión elaborada con milenrama y artemisa también ayuda con el dolor menstrual.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?