3 infusiones para los gases: las recetas con las plantas carminativas más eficaces y cómo tomarlas

Estas infusiones, deliciosas y de sabores que te transportan a diferentes lugares del mundo, contienen plantas medicinales especialmente útiles contra los gases. ¡Después de comer no querrás otra cosa!

Infusiones gases
iStock

Los gases pueden ser incómodos y molestos. Pueden ser de dos tipos, que se diferencian de una forma muy sencilla: se pueden acumular de cintura para arriba y son los responsables de los eructos; o se pueden acumular de cintura para abajo y entonces provocan el flato y los borborigmos o ruidos intestinales y se eliminan como flatulencias.

La eliminación de los gases suele tener un componente cultural que los impregna bien sea de risa, de un mal rato terrorífico, bien de un aura de algo casi deseable, porque muestra a nuestros anfitriones que la comida ha sentado bien. Seguro que alguna vez te has visto en algún apuro y por eso te interesa este artículo.

Te ofrecemos 3 riquísimas y aromáticas infusiones para que los gases, ni los “de por arriba” ni los “de por abajo”, sean tu problema, que tu tripa no parezca un globo aerostático y disfrutes en paz y armonía de las comidas del día. 

Infusiones para los gases: cómo actúan

En estas 3 infusiones hemos escogido plantas medicinales que puedes tomar tanto en frío como en caliente, según la época del año. Ahora bien, debes poner de tu parte, observando unos mínimos hábitos para facilitar la digestión y minimizar la formación de gases. Vamos allá.

Cuando preparamos una infusión para los gases contamos primero con plantas carminativas: la acción carminativa precisamente es la que se encarga de evitar que se formen los gases, de disminuir el tamaño de las burbujas de gas se hayan podido crear, y que así se expulsen mejor, de la manera más sencilla y decorosa posible.

La acción carminativa implica, además, que la musculatura del intestino se relaja, con lo que disminuyen la molestia o dolor y la hinchazón de la zona abdominal.

He elegido unas combinaciones de plantas que te acompañarán con todo tipo de platos, tanto dulces como salados. Sus aromas y sabores recuerdan a diferentes lugares del mundo. Disfruta mucho.

Recuerda lavar bien tus manos tras manipular estas plantas, ya que sus aceites esenciales pueden irritarte los ojos o la cara si te tocas sin querer.

1. Infusión aromática de menta, jengibre y té blanco

Para prepararla necesitarás:

La menta es una de las plantas más conocidas por sus acciones relajantes en el sistema digestivo. Sus aceites esenciales promueven un buen tránsito gástrico e intestinal impidiendo la formación de gases

El jengibre se ha hecho famoso por sus acciones digestivas, antiinflamatorias y por ayudar a proteger al organismo de posibles patógenos que estuvieran en los alimentos. Hemos de tener en cuenta que el jengibre tiene un sabor picante intenso (no como el de la cayena…) y que, al calentarse, ese sabor picante aumenta. Lo interesante es que es un sabor picante afrutado que nos da sensación de energía. 

El té blanco es una forma de té muy especial. A diferencia de otros tés fermentados o más fermentados, tienen tendencia a evitar el estreñimiento, lo cual resulta muy útil en esta infusión. Su nivel de teína es bastante bajo..

Cómo preparar y tomar esta infusión para los gases

  1. Ponemos en nuestra taza o jarra de infusión  favorita 1 cucharadita de hojas de menta secas y troceadas, añadimos 1 cucharadita de rayadura de rizoma de jengibre y 1 cucharadita de las hojas del té blanco que tendrán un forma especial, las ponemos tal cual.
  2. Calentamos 250 ml de agua sin que llegue a hervir, aproximadamente 85 grados.
  3. Lentamente vertemos el agua sobre la taza donde tenemos nuestras plantas.
  4. Tapamos y esperamos entre 3 y 5 minutos. Si te gusta con un sabor un poquito más intenso puedes esperar 10 minutos.
  5. A continuación puedes colar y tomarla, a pequeños sorbos durante la comida o después de terminar de comer. Disfruta de su aroma y sabor y delicadeza oriental.

Puedes tomar 1 a 3 tazas al día durante o después de las comidas. 

2. Infusión de manzanilla, hinojo, anís verde

Para preparar esta infusión necesitas: 

  • Manzanilla (Matricaria chamomilla), flores
  • Hinojo (Foeniculum vulgare), semillas o frutos
  • Anís verde (Pimpinella anisum), semillas o frutos.

La manzanilla es la reina de las plantas digestivas. Sus principios activos ayudan a relajar la musculatura intestinal y gástrica, desinflama y facilita el movimiento intestinal sin dolor ni tensión.

El hinojo es un gran conocido en nuestras despensas por sus propiedades carminativas, ya que ayuda a evitar la formación de gases, y en el caso de que los haya, a disminuir su tamaño, que se puedan eliminar mejor y baje la hinchazón o el dolor. 

El anís verde se ha utilizado también tradicionalmente por su capacidad de evitar la formación de burbujas de gases, y mejorar su eliminación, haciendo que la digestión sea más cómoda. 

Cómo preparar y tomar esta infusión para los gases

  1. Preparamos en una taza o jarra de infusión 1 cucharadita de flores de manzanillas secas y añadimos 1 cucharadita de semillas o frutos de hinojo y ½ cucharadita de frutos de anís verde.
  2. Habrás calentado 250 ml de agua y antes de que llegue a punto de ebullición, a unos 85 grados, se vierte el agua sobre las plantas, se tapa y se deja reposar de 3 a 10 minutos.
  3. Tras ello se cuela y se puede tomar.

Puedes tomar 1 taza de esta infusión muy mediterránea durante o después de las comidas o cuando sientas indigestión.

3. Infusión de anís estrellado y canela, con corteza de naranja

Para esta infusión, necesitas:

El anís estrellado es un tesoro para la cocina y para la salud y hemos de saber utilizarlo en justa medida. Se utilizan los frutos que tienen forma de flor o de estrella. Una estrella de madera delicada que incluye una pequeña semilla. El anís estrellado es un poderoso carminativo y digestivo, por lo que promueve digestiones cómodas y evita la hinchazón del vientre.

De la canela se utiliza la corteza del árbol o la corteza de las ramas. Su color es muy semejante a las flores del anís estrellado. La corteza de canela podemos encontrarla en trozos de corteza de  1 o 2 milímetros de grosor o en forma de pequeños rollos de lo que parece corteza muy fina enrollada una sobre otra. Esto es lo que llamamos “canela en rama”, pero no es lo mismo que ramas de canela. La canela con su sabor picante y dulce a la par y su presencia de aceites esenciales puede mejorar la digestión de los alimentos y favorecer la eliminación de gases ,evitando la hinchazón e incomodidad. 

La corteza del fruto de la naranja aporta aceites esenciales muy destacados por su acción digestiva y carminativa. Podemos usar un trozo de unos 4 cm de corteza recién cortada (sin que tenga adherida la parte blanca del fruto) o bien unos 3 cm de corteza de naranja si ya tenemos mondadura de naranja seca. Esto sería aproximadamente 1 cucharadita de corteza de naranja troceada.

Cómo preparar y tomar esta infusión para los gases

  1. En una taza o jarra para infusión prepara 1 flor de anís estrellado, puedes trocearla o dejarla entera, como prefieras.
  2. Añade 1 cucharadita de corteza de canela o de canela en rama troceada. Si lo tienes como sticks de canela en rama enrollada sería como 1 trozo de unos 2 cm.
  3. Añade la corteza de naranja en la cantidad mencionada anteriormente.
  4. Habrás calentado agua y antes de que hierva, aproximadamente a 85 - 90 grados, vierte el agua sobre la taza o jarra y tapa.
  5. Deja en reposo unos 10-15 minutos. Esta infusión contiene más ingredientes duros, por lo que su tiempo es algo mayor. No obstante, según gustos puedes dejar unos minutos más.
  6. Cuela, y tómala pequeños sorbos, durante la comida o tras la comida.

Disfruta de su aroma y sabores que quizá te trasladen a antiguas y lujosas estancias y noches estrelladas.

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de cuerpomente?